Misión de la NASA busca resolver los misterios de los agujeros negros

La NASA envió al espacio su telescopio explorador de polarimetría de rayos X de imágenes (Imaging X-ray Polarimetry Explorer), o IXPE, en un cohete Falcon 9 de SpaceX; es el primer aparato capaz de medir la polarización de los rayos X que provienen de fuentes cósmicas, como los agujeros negros o las estrellas de neutrones.

La misión cuenta con un satélite de tres telescopios que pueden rastrear y medir la dirección, el tiempo de llegada, la energía y la polarización de la luz.

NASA

Cuando se combinan los datos de estos telescopios, la NASA puede formar imágenes que entregarían información sobre el funcionamiento de los cuerpos que emiten rayos X.

De esta manera, IXPE podría ayudar a los científicos a obtener más información sobre algunas de las regiones del universo más desconocidas.

Por lo mismo, los encargados de la misión están expectantes ante los resultados que podrían obtener con estos telescopios.

“IXPE nos ayudará a probar y perfeccionar nuestras actuales teorías sobre el funcionamiento del universo. Puede que incluso descubramos teorías más apasionantes sobre estos objetos exóticos que las que hemos hipotetizado”, señaló Martin Weisskopf, investigador principal de la misión.

Liftoff! pic.twitter.com/v9VAb8UITL

— SpaceX (@SpaceX) December 9, 2021

El satélite incluye detectores de polarización sensibles que fueron fabricados en Italia. De hecho, la misión es un esfuerzo conjunto de la NASA y la nación europea.

Los telescopios que fueron lanzados al espacio observarán los rayos X y los introducirán en estos detectores, que pueden captar imágenes de los rayos y medir su polarización.

“Esto será pionero en términos de adquisición de datos de rayos X. Analizaremos los resultados durante décadas”, aseguran los encargados de la misión.

Recomendaciones del editor