MotorTech: BMW M235i Gran Coupe, deportividad y placer al manejar

Esta semana en MotorTech probamos el nuevo BMW M235i Gran Coupe. Hablamos de un modelo con clara vocación deportiva, pero que a la vez es muy confortable para los traslados de todos los días. Se trata de una conjunción que muy pocas marcas pueden lograr.

Es un sedán de cuatro puertas para cinco pasajeros, que en su exterior ofrece un diseño clásico. Cuenta con la conocida parrilla de la marca alemana y con unos faros Led con un diseño atractivo y una luz muy blanca y clara.

Otros elementos llamativos en el exterior del auto son sus discos de frenos y los caliper azules, propios de la línea M de BMW. Hay que decir de que no es un elemento decorativo, porque el vehículo ofrece un frenado sobresaliente.

En el interior, en tanto, se lucen unos asientos deportivos tapizados con piel de color rojo, pero con detalles en negro. Esta combinación le da un aspecto muy atractivo y refuerza el carácter deportivo del modelo. Todos los materiales que observamos en el interior del auto son de buena calidad y suaves al tacto.

Otro elemento a destacar es su volante. Es grueso y ofrece un muy buen agarre. Dispone, además, de levas que permiten pasar los cambios con facilidad.

El conductor goza de una muy buena posición de manejo. Es muy cómoda porque el volante está dispuesto en un ángulo recto al cuerpo. Este es un detalle propio de los autos deportivos.

Dentro del equipamiento, cuenta con climatización por zona, con un sistema de audio de alta fidelidad y con comandos amigables e intuitivos para operar el sistema de infoentretenimiento.

Con respecto a la motorización, el BMW M235i Gran Coupe posee un motor biturbo de 2 litros y 4 cilindros que ofrece una potencia de 301 hp. Está acoplado a una transmisión automática de 8 velocidades.

Pese a que el tamaño del motor es más bien pequeño, solo tenemos que acelerar un poco para notar todo el poder y la respuesta del auto. Además, escucharemos inmediatamente el rugido de su motor.

Aunque el BMW M235i Gran Coupé es un auto muy cómodo y placentero para manejar todos los días, la suspensión podría haber sido un poco más blanda. Esto quizás se debe a que la cubierta del perfil de las ruedas es baja. Eso hace que sintamos bastante el camino. Más allá de eso, es muy placentero de manejar, porque uno siente que hace todo bien.

Podemos elegir entre diferentes modos de manejo: Sport, Confort y Ecopro. En el modo que escojamos andar, el auto va a funcionar perfecto.

Si hablamos de consumo, el BMW ofrece un rendimiento promedio de 26 millas con un galón.

El precio base del BMW M235i Gran Coupe arranca en los $45,500 dólares, pero la unidad que nosotros probamos cuesta $51,300 dólares.

BMW es reconocida por su capacidad deportiva, pero también por su diseño. En este modelo logró un equilibrio entre un deportivo de alta gama y un sedán muy confortable.

Es muy ágil, muy divertido de manejar, pero además es elegante y posee un alma deportiva.

Recomendaciones del editor