Fisker quiere volver a la batalla, ahora gracias a las baterías de grafeno

El diseñador y empresario danés Henrik Fisker ha anunciado sus planes de desarrollar una nueva marca de automóviles, momentáneamente con el nombre Fisker Inc. La marca se centrará exclusivamente en los vehículos eléctricos de largo alcance, en un claro intento de competir contra Tesla Motors, Porsche y Mercedes-Benz.

Fisker reveló que el primer modelo de la compañía tomará la forma de un lujoso sedán, dirigido directamente a competir con el Tesla Model S. El vehículo —aún sin nombre— tendrá un precio base de $65,000, aunque Fisker no reveló cuando se pondrá a la venta . En comparación, el precio del Tesla Model S comienza en los $66,000, esto antes de los incentivos fiscales.

Relacionado: El primer súper auto de Qatar: una mezcla de Lamborghini y nave espacial

El sedán de Fisker se beneficiaría de un nuevo paquete de baterías de grafeno, las cuales ofrecer un mayor alcance y una vida útil más larga. El paquete será desarrollado internamente por Fisker Nanotech, empresa subsidiaria de Fisker Inc. La compañía espera alcanzar la ambiciosa meta de las 400 millas por carga, aunque los detalles técnicos adicionales no han sido hecho públicos todavía.

Pero Fisker Inc. no se detendrá en un solo modelo. Su segundo vehículo será un sedán un poco más pequeño, el cual será similar en tamaño y precio al Model 3 que Tesla tiene previsto sacar el próximo año. Al igual que su hermano mayor, este sedán ofrecerá un generoso rango de autonomía, todo gracias a un paquete de baterías de grafeno.

Si el nombre de Henrik Fisker te resulta familiar, lo será porque el empresario y diseñador ya ha intentado antes competir contra Tesla. Anteriormente fundó Fisker Automotive, en 2007, pero su plug-in híbrido Karma (en la foto) fue menos popular de lo esperado, fabricándose sólo 2,000 ejemplares. La producción se detuvo en 2012, después de Fisker gastara $ 1.4 billones de dólares en inversiones privadas y deudas con el Departamento de Energía de Estados Unidos, de acuerdo con Reuters.

karma-revero-official-4-970x647-c

Revero

La compañía finalmente se derrumbó y se declaró en quiebra en 2013. Sus restos fueron comprados por la empresa china Wanxiang, la cual lanzó el pasado mes de agosto una versión actualizada del modelo de Fisker, rebautizado ahora como Revero.