Skip to main content

Descubren que una medusa tiene la llave a la vida eterna

Un impresionante registro consiguieron investigadores de la Universidad de Oviedo, ya que encontraron el funcionamiento de la medusa Turritopsis dohrnii, también llamada «inmortal», que tiene el poder de regenerar sus células para extender su longevidad e incluso evitar su muerte.

El estudio, que se publica en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), ha develado la capacidad de rejuvenecimiento tras la reproducción sexual de la medusa Turritopsis dohrnii, una especie que se puede encontrar en el Océano Pacífico y en el Caribe, aunque también puede hallarse en el Mar Mediterráneo.

Una de las principales características de esta medusa, es la capacidad de revertir su ciclo vital hasta llegar a una etapa anterior asexual llamada pólipo. La inmensa mayoría de los seres vivos, tras la etapa reproductiva, avanzan en un proceso característico de envejecimiento celular y tisular que culmina con la muerte del organismo. Sin embargo, T. dohrnii tiene la facultad de escoger otro camino: revertir su ciclo vital y rejuvenecer.

En resumen, la clave del rejuvenecimiento está asociada a los mecanismos que permiten a las células especializadas realizar su función de reprogramación, y convertirse en células madre que pueden tener la capacidad de convertirse en nuevas células del organismo nuevo, tal y como explicó María Pascual, bióloga del Instituto Universitario de Oncología de la Universidad de Oviedo y una de las principales autoras del estudio.

“Lo que hace especial a este animal es la sinergia de todos esos cambios, que hacen que esta medusa pueda rejuvenecer. Si se producía un cambio genético durante la reversión, debería ser por algo importante”, agregó Pascual.

Recomendaciones del editor