Skip to main content

La sonda Parker se acerca al Sol a una velocidad récord

La sonda Parker de la NASA se acerca al Sol a una velocidad récord. En su décimo vuelo de acercamiento, la nave logró convertirse en el objeto creado por el hombre más veloz del mundo.

En su aproximación más cercana, la sonda llegó a una velocidad de 587,000 kilómetros por hora. Sin embargo, esta puede ser superada, ya que se espera que alcance los 692,000 km/h en 2024.

La velocidad registrada por Parker equivale a recorrer 163 kilómetros por segundo, lo que es lo mismo que ir de Londres a Nueva York en 34 segundos.

La sonda Parker debe su nombre a Eugene Parker, científico de 94 años que en la década de los cincuenta descubrió los vientos solares. Este aparato tiene como objetivo explorar la corona del Sol, que es la capa de plasma que lo rodea.

Si bien la NASA afirma que Parker “tocará” el Sol, en realidad se acercará a 6.16 millones de kilómetros, lo que sigue siendo cerca si se considera que se encuentra a casi 150 millones de kilómetros de nuestro planeta.

Para que esto sea posible, la sonda ha sido construida con una tecnología especial que le permitirá soportar 500 veces más radiación que la Tierra y temperaturas que superan los 1,370 grados Celsius.

En el interior de la nave, los instrumentos están protegidos con una capa de material carbónico aislante de 11 centímetros de grosor.

A medida que se acerque al Sol, la sonda Parker enviará información cada vez más precisa mediante un protocolo que se conoce como Delay/Disruption Tolerant Networking.

Recomendaciones del editor

Felipe Sasso
Ex escritor de Digital Trends en Español
Felipe Sasso es periodista y escritor. Desde temprana edad manifestó una importante inquietud hacia la escritura y las…
¿Por qué la Voyager 1 podría ser clave para hallar vida extraterrestre?
Voyager 1

El 25 de agosto de 2012, la sonda Voyager 1 consiguió un logro histórico: dejó atrás la heliopausa y se convirtió en la primera en alcanzar el espacio interestelar.

Se encontraba a 19,000 millones de kilómetros del Sol y había superado las expectativas de los ingenieros que la fabricaron y vieron esperanzados cómo despegaba desde Cabo Cañaveral el 5 de septiembre de 1977 (un día como hoy, hace 46 años).

Leer más
Se detectó una erupción solar en la Tierra, la Luna e incluso Marte
erupcion solar tierra luna marte erupci  n

Cuando piensas en los peligros del sol, lo más probable es que tu mente se vuelva hacia la amenaza global del cambio climático. Pero el sol es activo y difícil de predecir, y no solo bombea un flujo constante de calor y radiación, a veces emite enormes eyecciones que pueden tener efectos graves en la Tierra. Los científicos informaron recientemente sobre uno de esos eventos solares que fue detectable no solo en la Tierra, sino también en la Luna y Marte.

El evento solar, llamado eyección de masa coronal, ocurrió el 28 de octubre de 2021. Una cantidad significativa de plasma brotó de la corona solar, extendiéndose a medida que viajaba a través del sistema solar en la medida en que llegó tanto a la Tierra como a Marte, incluso cuando estaban en lados opuestos del sol, a 150 millones de millas de distancia. El evento fue fotografiado por varias naves espaciales, incluida la NASA y la misión solar SOHO de la Agencia Espacial Europea (ESA). Para ver una animación de la eyección de masa coronal, puede dirigirse al sitio web de la ESA.
Una eyección de masa coronal vista por SOHO el 28 de octubre de 2021. Este evento es un ejemplo de una rara mejora a nivel del suelo. Durante estos eventos, las partículas del sol son lo suficientemente energéticas como para pasar a través de la burbuja magnética que rodea la Tierra y nos protege de estallidos solares menos energéticos. Esta fue solo la 73ª mejora a nivel del suelo desde que comenzaron los registros en la década de 1940, y no se ha registrado ninguna desde entonces. SOHO (ESA & NASA), CC BY-SA 3.0 IGO
El problema con tales eyecciones de masa coronal es que envían partículas energéticas que pueden ser peligrosas tanto para las personas como para la electrónica cuando llegan a la Tierra. Nuestro planeta tiene un campo magnético que protege en gran medida a aquellos de nosotros en el suelo de esta radiación, pero puede ser peligroso para quienes viven y trabajan en el espacio.

Leer más
Un cometa con la forma del Halcón Milenario se acerca al Sol
cometa forma halcon milenario halc  n

El cometa 12P/Pons-Brooks era como cualquier otro de los que navega por la galaxia, sin embargo, cerca del 25 de julio investigadores de Comet Chasers, un equipo dirigido por Helen Usher de Cardiff / The Open Universities, descubrió que 12P había explotado en algún sector de su superficie.
La acción de explosión comenzó el 20 de julio cuando el cometa se iluminó abruptamente 100 veces. Los astrónomos observaron cómo columnas dobles de escombros salían del núcleo del cometa. Ahora tiene casi el mismo brillo que una estrella de magnitud 11.
El cometa 12P/Pons-Brooks es famoso por explotar. Descubierto en 1812 por Pons y descubierto de nuevo en 1883 por Brooks, el cometa reventado visita el sistema solar interior cada 71 años. Desde el siglo 19 se han observado al menos siete estallidos significativos.

Producto de la explosión, dos penachos de cristales de gas y hielo salieron expulsados violentamente desde el núcleo del cometa. Estas columnas de escombros, al expandirse, le dieron la peculiar forma de la famosa nave espacial de Star Wars célebre por albergar a la dupla Han Solo y Chewbacca.
Richard Miles, de la Asociación Astronómica Británica, cree que 12P puede ser uno de los 10 a 20 cometas conocidos con volcanes de hielo activos. El "magma" es una mezcla fría de hidrocarburos líquidos y gases disueltos, todos atrapados debajo de una superficie que tiene la consistencia de la cera. A estos volátiles embotellados les encanta explotar cuando la luz del sol abre una fisura.
Por el momento, el 12P se encuentra más allá de Marte, y será en abril del próximo año cuando llegue a su punto más cercano al Sol. Se espera que alcance su máximo brillo días antes del eclipse solar total del 8 de abril de 2024, por lo que podrá ser observable a simple vista alrededor de esa fecha.

Leer más