Lyft ofrece nuevo servicio de autobús con rutas y precios establecidos

La compañía de transporte Lyft no quiere limitarse solamente a cómodos automóviles privados y a paseos de puerta a puerta.

Ahora, está ofreciendo un nuevo servicio llamado Shuttle. Como su nombre sugiere, Shuttle es esencialmente un servicio de autobuses pequeños con rutas fijas, precios establecidos, y puntos de parada predeterminados.

Shuttle es una expansión de Lyft Line, el servicio de “carpooling” o viajes compartidos de la compañía, que conecta a conductores que se dirigen hacia una misma dirección. Después de haber identificado las rutas de lugares cercanos particulares que consistentemente reciben un gran número de solicitudes, Lyft quiere ver cómo sus leales usuarios reaccionarán a la oferta de un paseo en un autobús en lugar de un auto. Por ahora, sólo está disponible en San Francisco y Chicago.

Las ventajas incluyen un servicio regular y confiable y precios competitivos de tarifa fija. Esto significa que no hay aumentos repentinos de precios durante las horas altas, que es exactamente cuando Shuttle opera, con horarios matutinos de 6:30 a.m. a las 10 am, y por la tarde de 4 p.m. a 8 p.m. Sin embargo, a diferencia de su servicio basado en automóviles, tendrás que caminar a los puntos de acceso en lugar de designar un lugar favorito y esperar cómodamente. Es decir, tal como lo harías al esperar un bus regular.

Además de apuntar a los actuales usuarios, la compañía espera que Shuttle también atraiga a nuevos clientes que aún no han utilizado Lyft.

“Lyft Line es el futuro del viaje compartido, y a menudo probamos nuevas funciones que creemos que tendrán un impacto positivo en las opciones de transporte de nuestros pasajeros”, dijo un portavoz de Lyft. “Esperamos recibir comentarios sobre Shuttle por parte de la comunidad de Lyft, y creemos que un buen número de personas que necesitan transportarse de un lugar a otro diariamente de beneficiarán de este modo de servicio y hará su carrera más fácil”.

El uso de autobuses puede parecer un poco anticuado para una de las empresas más jóvenes en el espacio de transporte, pero este es solo un primer paso. Su propio trabajo de investigación y desarrollo sugiere que un día podría cambiar a autobuses autónomos, junto a una flota de automóviles sin conductor. El CEO de Lyft cree que este tipo de opciones podrían dominar sus servicios para el 2021.