Facebook permite a los anunciantes ‘discriminar’ según la raza

Continuamente, las redes sociales y otras grandes plataformas intentan fomentar la igualdad a través de emojis, nuevas políticas de empresa, etc.

Sin embargo, hay veces que no es realmente así. Es más, Facebook permite a los anunciantes elegir el target o la audiencia a la que se quieren dirigir basándose en unos requisitos no muy igualitarios.

Relacionado: Zuckerberg se disculpa por comentarios de miembro de la junta sobre la India

La red social que lidera Mark Zuckerberg permite a los anunciantes excluir a usuarios según la raza. Es decir, un anunciante puede dejar fuera a los hispanos, a los afroamericanos o a los asiáticos, por poner algunos ejemplos.

El anunciante que quiera dirigirse a una parte de la comunidad de Facebook, puede elegir su target según un comportamiento, unos intereses y también una “afinidad étnica”.

No obstante, los anuncios que excluyen a personas por motivos de raza, sexo o otros temas más sensibles están prohibidos por las leyes federales de Vivienda Justa o de Derechos Civiles, según subraya Propublica.

Es más, la misma publicación asegura que “los infractores por una discriminación basada en la raza, el color, la religión, el sexo, algunas discapacidades, el estado familiar u el origen nacional, pueden enfrentarse a multas de decenas de miles de dólares”.

Lo que no se entiende es cómo Facebook en sus políticas de empresa prohíbe a los anunciantes escoger o elegir ciertas opciones para discriminar, pero resulta que les permite al mismo tiempo excluir a una parte de sus usuarios basándose en la etnia o raza. “Tenemos una posición firme contra el mal uso de nuestra plataforma de anunciantes”, señala el gestor de Privacidad y Políticas Públicas de Facebook, Steve Satterfield. ¿Yno es un mal uso excluir a parte de la comunidad por su raza?

Sea como fuere, que Facebook ofrezca esta opción a sus anunciantes levantará ampollas y quién sabe igual también le puede costar a la gran red social una importante sanción económica. Tiempo al tiempo.