Las razones de Telegram para eliminar un canal

Luego de ser suspendida de la tienda de aplicaciones de Apple, muchos usuarios de Parler han tenido que pasarse a otros servicios.

Así, una gran cantidad de ellos ha llegado a Telegram, la cual en el último tiempo ha visto un explosivo aumento de usuarios.

Una de las funciones del servicio de mensajería que más popularidad ha alcanzado en el último tiempo, ha sido la de los canales.

De acuerdo con la aplicación, los canales permiten difundir mensajes públicos a grandes audiencias y tienen un número ilimitado de miembros.

El problema es que, en los últimos días, varios usuarios han utilizado los canales para enviar mensajes que pueden ser considerados como incitadores a la violencia y eso ha obligado a Telegram a actuar.

Interfaz de la app Telegram

¿Por qué eliminar canales?

En una entrevista con CNN, un portavoz de Telegram ha señalado que en las últimas horas han tenido que bloquear docenas de canales públicos con “llamadas a la violencia para miles de suscriptores”.

Algunos de estos canales eliminados contaban con más de 10 mil seguidores y en muchos de ellos se hallaron símbolos nazis, junto con consignas tipo “no puedes matar una idea”.

Sin embargo, en entrevista con TechCrunch, la activista Gwen Snyder reconoció estar sorprendida por la actitud de Telegram, ya que, según ella, en años anteriores la aplicación “ha mirado hacia otro lado” ante ciertos canales de extremistas y que ahora solo estaría reaccionando cuando la polémica se encuentra en el centro del debate.

De hecho, una breve revisión por el sitio de Telegram no permite dar con las reglas de comportamiento al interior de un canal o bien los motivos que permitirían al servicio de mensajería bajar uno de ellos.

Estos se han conocido últimamente, luego de que el vocero Mike Ravdonikas diera a conocer las razones del por qué han eliminado estos grupos.

Así, se entiende que el comportamiento de los usuarios y administradores de estos canales no correspondería con el tipo de actitud que espera Telegram para estas masivas listas de difusión.

“Nuestras condiciones del servicio prohíben expresamente las llamadas públicas a la violencia”, asegura el vocero.

Desde la aplicación también aseguran que están monitoreando la situación de cerca y analizando todos los informes.

Remi Vaughn, otro portavoz, explica:

“Telegram lleva a cabo una aproximación consistente a las protestas y al debate político a lo largo y ancho del planeta, desde Irán y Bielorrusia hasta Tailandia y Hong Kong. Damos la bienvenida a los debates y a las protestas pacíficas, pero de forma rutinaria eliminamos el contenido público que contiene llamadas directas a la violencia”.

No sería extraño ahora que tiene toda la atención del mundo, que Telegram tenga que endurecer sus normas de comportamiento al interior de los canales públicos, especialmente en una época que ha visto un preocupante aumento de mensajes de odio y violencia.

Recomendaciones del editor