Skip to main content

Influencers chinos ahora deberán estar calificados para hablar de medicina o ciencia

Un paso fundamental en profesionalizar aún más a los creadores de contenido se está dando en China, ya que una ley quiere establecer que los influencers de ese país tengan calificación certificada para que puedan difundir conocimiento sobre temas profesionales, como por ejemplo, ciencia, medicina o derecho.

Para el contenido que requiere un «nivel profesional superior», los streamers en vivo deben tener una calificación correspondiente para hablar sobre esos temas, dijeron la Administración Estatal de Radio y Televisión de China y el Ministerio de Cultura y Turismo en un comunicado conjunto.

Los influencers deben mostrar esas calificaciones a la plataforma de transmisión en vivo que utilizan. Esas calificaciones deben ser revisadas por la plataforma.

No sólo calificación, también reglas

Pero en China el control sobre los influencers y creadores de contenido ha ido más allá.

Las últimas reglas de las dos agencias gubernamentales chinas establecen un «código de conducta» para los influencers en línea.

Los livestreamers no pueden publicar contenido que debilite o distorsione el liderazgo del Partido Comunista Chino, por ejemplo. China tiene un estricto sistema de censura que significa que el contenido que no le gusta a Beijing será eliminado de Internet.

A los influencers tampoco se les permite usar la llamada tecnología deep fake para manipular a los líderes del partido o del Estado.

Por último los livestreamers tampoco pueden mostrar un desperdicio excesivo de alimentos, muchos artículos de lujo o un estilo de vida extravagante, y el contenido no debe ser sexualmente sugerente o provocativo.

Recomendaciones del editor