Este grupo de pacientes no podrá recibir la vacuna de Pfizer

El comienzo de la aplicación de la vacuna de Pfizer en el Reino Unido comenzó ayer con mucha expectación.

Personas mayores de 80 años y trabajadores de la salud fueron los primeros en recibir las primeras dosis.

Las autoridades a cargo se mostraron conformes y optimistas en que todo el procedimiento transcurra de manera normal (el país compró 40 millones de vacunas).

Sin embargo, un día después, encargados del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (NHS) han advertido que personas que cuentan con antecedentes de reacciones alérgicas importantes no deberían recibir la vacuna contra la COVID-19 desarrollada por Pfizer y BioNTech.

Esto después de que dos funcionarios del personal médico presentaran molestias tras el primer día de vacunaciones.

“Cualquier persona con un historial de una reacción alérgica significativa a una vacuna, medicamento o alimento (como un historial previo de reacción anafilactoide o aquellos a quienes se les haya recomendado que lleven un autoinyector de adrenalina) no deben recibir la vacuna de Pfizer y BioNtech”, alertó June Raine, directora de la Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios (MHRA).

Debido a esto, ahora el folleto de información para pacientes que reciban esta vacuna incluye la advertencia de que este fármaco no debe administrarse a personas con alergias.

“Los signos de una reacción alérgica pueden incluir erupción cutánea con picazón, dificultad para respirar e hinchazón de la cara o la lengua”, agrega el texto.

De acuerdo con la información oficial, los funcionarios afectados presentaron síntomas de “reacción anafilactoide” luego de recibir la vacuna y ambos pudieron recuperarse tras recibir el tratamiento adecuado.

Cabe recordar que con los 40 millones de dosis adquiridas, Reino Unido pretende vacunar a cerca de 20 millones de personas.

Esta vacuna requiere de dos dosis, la segunda debe ser aplicada con 21 días de diferencia.

Ayer, el proceso de vacunación comenzó de manera simultánea en Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte.

Recomendaciones del editor