Por competencia desleal, Colombia prohíbe operaciones de Uber

Por incurrir en “actos de competencia desleal por violación de normas y desviación de clientela al prestar irregularmente el servicio público individual de transporte”, la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) de Colombia prohibió las actividades de Uber.

El organismo estableció que la firma con sede en San Francisco “viola las normas que regulan el mercado, genera una ventaja significativa en el mercado y genera desviación de la clientela” de Cotech S.A., proveedora de telecomunicación de Taxis Libres, una de las principales firmas del rubro en Bogotá.

Por dicha razón, la SIC ordenó el cese de “la utilización de contenido, acceso y prestación del servicio de transporte individual de pasajeros bajo las modalidades ‘Uber’ ‘Uber X’ y ‘Uber VAN’, por medio de la utilización de la aplicación tecnológica ‘Uber’ en el territorio colombiano”.

El diario El Espectador explicó que “contra la decisión de la SIC procede un recurso de apelación, que deberá interponerse en el Tribunal Superior de Bogotá”. Su máxima autoridad, Andrés Barreto, añadió que “Cotech S.A. debe tomar la sentencia, demandar ejecutivamente el cumplimiento y el tribunal, en este caso, dirá qué tiene que cumplir o no Uber”.

A través de un comunicado, la empresa afectada manifestó que “apeló inmediatamente este fallo con el fin de proteger sus derechos y los de una comunidad de más de dos millones de personas que utilizan la aplicación, y que resulta contradictorio con las banderas de innovación, emprendimiento y economía naranja que el Gobierno defiende y promueve”.

Para Uber, la decisión “refleja un acto de censura e infringe la Convención Interamericana de Derechos Humanos que ya condenó los intentos de bloqueo de la aplicación y sitio web de Uber por violar la neutralidad de red, libertad de expresión y libertad de internet”.

La firma tecnológica resaltó que cuenta con cerca de dos millones de usuarios y 88,000 socios conductores, y calculó su aporte de impuesto tributario en el equivalente a $21 millones de dólares.

Dado que se trata de una sentencia de primera instancia, el superintendente de Industria y Comercio recordó que el servicio continúa “funcionando normalmente”. Recientemente, la SIC sancionó a Uber por promocionar servicios no autorizados con una multa cercana a $120,000 dólares.

Recomendaciones del editor