La subasta para ir al espacio llega a los 2.8 millones de dólares

No es económico ir al espacio si no eres astronauta. Si no trabajas para la NASA, Roscosmos o la Agencia Espacial Europea, solo podrás abandonar las fronteras de la Tierra al comprar algún boleto que las compañías de turismo aeroespacial como SpaceX o Blue Origin pronto pondrán a la venta.

La otra opción es que participes en la subasta que ha lanzado la empresa de Jeff Bezos por un asiento en la New Shepard, que realizará su primer vuelo tripulado el 20 de julio.

La subasta para quedarse con este boleto comenzó hace 15 días; si algo ha quedado claro es que existe una alta demanda por ir al espacio, sin importar lo que pueda costar.

Ser el primer turista espacial no es algo menor, por eso se puede entender que el precio por el ansiado boleto haya llegado a los $2.8 millones de dólares y es muy probable que siga subiendo.

Luego de superar la primera etapa, ahora la subasta está en una fase donde los valores que se proponen son públicos, por eso hemos podido conocer en qué va la puja.

Esta segunda etapa culminará el 10 de junio, cuando se dé paso a una subasta en vivo que determinará quién será el afortunado que se lleve el pasaje al espacio.

Desde la compañía aeroespacial explican que el dinero que se logre recaudar por el ticket se destinará a la fundación de Blue Origin llamada Club for the Future, que busca incentivar a las generaciones más jóvenes a que se involucren en carreras asociadas a las ciencias.

Recomendaciones del editor