Sigue la batalla entre Musk y Bezos por contratos con la NASA

En abril, la NASA le otorgó a SapaceX, empresa de Elon Musk, un contrato de $2,900 millones de dólares para construir un módulo de aterrizaje lunar.

Esto parece no convencer a Jeff Bezos, que ha vuelto a la carga con un nuevo ofrecimiento a la agencia espacial.

En una carta dirigida a Bill Nelson, administrador de la NASA, el magnate aseguró que su compañía Blue Origin está dispuesta a renunciar a hasta $2,000 millones de dólares en pagos en el actual y los dos próximos años fiscales federales a cambio de un contrato de aterrizaje a precio fijo.

De acuerdo con Bezos, su compañía también está dispuesta a financiar su propia misión exploradora a la órbita terrestre.

“Esta oferta no es un aplazamiento, sino que es una renuncia rotunda y permanente a esos pagos”, explicó Bezos en la carta. “Esta oferta proporciona tiempo para que las acciones de apropiación del gobierno se pongan al día”, agregó.

Lo anterior se explica porque desde Blue Origin consideran injusto la adjudicación del millonario contrato por parte de SpaceX.

Sobre esto mismo, Bezos mencionó:

“En lugar de invertir en dos aterrizadores lunares que compiten entre sí, como se pretendía originalmente, la agencia optó por conferir una ventaja de varios años y miles de millones de dólares a SpaceX”, dijo el ex-CEO de Amazon.

“Esa decisión rompió el molde de los exitosos programas espaciales comerciales de la NASA al poner fin a una competencia significativa durante años”.

La Oficina de Rendición de Cuentas del Gobierno de Estados Unidos ya revisa el reclamo de Blue Origin, por lo que el proyecto del Sistema de Aterrizaje Humano está paralizado y no puede avanzar.

Recomendaciones del editor