Tesla celebra récord de entregas durante el segundo trimestre del año

tesla model 3 segundo trimestre 2019 720

Tesla Motors ha establecido dos marcas durante el segundo trimestre de 2019. El último balance reveló que la compañía logró entregar 95,200 unidades y producir 87,048. Ambas cifras representan nuevos máximos para el fabricante de vehículos eléctricos y superan los números esperados por la mayoría de los analistas.

El informe significó una gran noticia para la firma y así lo corroboró Wall Street, con un alza de 7 por ciento en el valor de sus títulos de dominio en la sesión “after hours”.

Las buenas nuevas llegan después de la pérdida de $702 millones de dólares en el trimestre anterior y la caída de sus entregas, un desempeño atribuido a inconvenientes logísticos en China y Europa, que derivó en la salida de tres altos ejecutivos.

Por lo mismo, los últimos números han sido interpretados como la recuperación de la estabilidad y un posible despegue para el constructor estadounidense, que apunta a colocar en los garajes hasta 400,000 nuevos ejemplares en 2019.

En el detalle, Tesla produjo 14,517 y entregó 17,650 ejemplares de las variantes Model S y Model X (en el informe, aparecieron fusionadas en un único ítem). Del Model 3, ensambló 72,531 y repartió 77,550.

El compacto de entrada a la marca ha sido históricamente su producto más popular y, dadas sus magnitudes, es que la empresa aglutinó en una única categoría sus demás vehículos. Al mirar las cifras, el primero casi quintuplica los guarismos sumados de sus hermanos mayores.

Para fines de julio, se espera que Tesla informe sus ganancias trimestrales y su situación financiera, con lo que tendremos una visión más clara de su salud financiera.

Las entregas y los números de producción récord del lapso comprendido entre abril y junio deberían de contribuir a fortalecer sus arcas o, al menos, a amortiguar la pérdida de liquidez.

Tras conocerse la débil gestión de los primeros 90 días de la temporada, la compañía manifestó que esperaba obtener ganancias no antes del tercer trimestre.

Aunque es demasiado pronto para saber si se trata de un simple rebote o un símbolo de consolidación, los positivos números del último cuarto son un incentivo no solo para la compañía liderada por Elon Musk, sino que también para sus clientes y todos los actores involucrados en el desarrollo de vehículos eléctricos.

Recomendaciones del editor