GM presentó la nueva plataforma con que construirá sus autos eléctricos

En un nuevo salto hacia su prometido “futuro cien por ciento eléctrico”, General Motors presentó este miércoles la nueva plataforma “Ultium Drive”, compuesta por cinco unidades de transmisión intercambiables y tres motores.

La compañía espera que estos motores ofrezcan un par y una densidad de potencia que lideren la industria, en un claro paso para desplazar los sistemas eléctricos de Tesla.

“Fabricar motores, transmisiones, componentes y sistemas de transmisión se encuentran entre las competencias más conocidas de GM, y nuestra experiencia en fabricación está demostrando no solo ser transferible sino también ventajosa a medida que hacemos la transición a los vehículos eléctricos”, señaló Ken Morris, vicepresidente de programas de vehículos eléctricos y autónomos de GM en un comunicado.

La plataforma Ultium está diseñada para ser flexible y multifacética, con el objetivo de apuntalar una variedad de tipos y formas de vehículos. Es similar a la matriz de propulsión eléctrica modular de Volkswagen, también conocida como plataforma MEB.

De acuerdo con el sitio The Verge, se espera que Ultium Drive proporcione la base para la próxima camioneta y SUV Hummer de GM; el lujoso SUV Cadillac Lyriq; una camioneta de reparto eléctrica; y dos vehículos eléctricos que el fabricante de automóviles está fabricando en asociación con Honda.

La plataforma Ultium Drive trabajara con tres motores y con cinco tipos de transmisiones. General Motors

GM asegura que Ultium Drive será más “adaptativo que sus equivalentes de combustión interna, con un control preciso de par para un desempeño suave”.

De acuerdo con la compañía, la plataforma Ultium Drive será rentable para GM por la reducción en el uso de cableado y piezas. Por ejemplo, se integró la electrónica de potencia en los ensambles de las unidades de transmisión. Con esto, la masa de la electrónica de potencia se redujo en casi 50 por ciento con respecto a la generación anterior de vehículos eléctricos de GM, lo que ahorra costos y espacio de empaque y aumenta la capacidad en un 25 por ciento.

Anteriormente, la empresa redujo en aproximadamente 80 por ciento la cantidad de cableado de la arquitectura EV que se usa actualmente en sus vehículos Chevy Bolt.

En marzo de 2020, la CEO de GM Mary Barra anunció una inversión de 20,000 millones de dólares para alcanzar un “futuro totalmente eléctrico” que incluye gastar 2,200 millones de dólares para modernizar su primera planta de ensamblaje de vehículos eléctricos “totalmente dedicada”.

Además a principios de septiembre de 2020, el fabricante de automóviles adquirió una participación en la startup de vehículos eléctricos Nikola, lo que provocó especulaciones de que GM podría escindir su negocio de vehículos eléctricos.

Recomendaciones del editor