El futuro de Koenigsegg incluye autos eléctricos y sedanes, pero no SUVs

El fabricante de automóviles sueco Koenigsegg suele pasar desapercibido en la guerra de los caballos de fuerza de los grandes nombres como Bugatti, Lamborghini y Ferrari. Es algo completamente injusto, porque la marca de propiedad independiente fabrica algunos de los carros más veloces, poderosos y de alta tecnología del mundo. Uno de ellos es un híbrido a gasolina y electricidad, el cual está allanando el camino para un modelo totalmente eléctrico.

El fundador de la compañía, Christian von Koenigsegg, ha dicho al sitio web canadiense Driving que recientemente agregó un Tesla Model S a su flota de vehículos personales. Está impresionado por los avances que Tesla ha logrado en un período relativamente corto de tiempo, y pasar tiempo al volante de su Model S le hizo considerar seriamente la posibilidad de introducir un automóvil totalmente eléctrico en su catálogo. Aunque, eso sí, considera que la tecnología aún no está del todo lista.

“Para los autos normales, los trenes eléctricos ya son viables, porque si un auto normal pesa 200 kilos más, en realidad no importa demasiado, no se nota el peso. Pero en un automóvil deportivo, el peso es importante. Así que creo que el automóvil normal [eléctrico] llegará antes”, dijo en una entrevista. Él espera que las baterías se vuelvan más livianas y eficientes, y de hecho está vigilando de cerca cómo evoluciona la tecnología. Él espera que sea factible fabricar un automóvil como el Agera RS sin un motor de combustión interna en unos cinco o 10 años.

Koenigsegg se siente listo para surfear la ola de los automóviles eléctricos cuando llegue el momento. En declaraciones a AutoGuide, argumentó que Regera (en la foto de encabezado) probablemente sería el EV más avanzado del mundo, si abandonara su motor V8 biturboalimentado de 5.0 litros. La parte eléctrica del sistema híbrido proporciona 700 caballos de fuerza, casi la mitad de la potencia de 1,500 hp del Regera. Sin embargo, el paquete de baterías pesa solo 154 libras.

El futuro de Koenigsegg traerá más carros híbridos y, finalmente, un modelo nuevo de batería eléctrica. Pero hay una cosa que no traerá: SUVs.

“No soy fan de los SUV, desde una perspectiva dinámica. Estamos haciendo autos deportivos, y sé que hay SUV deportivos, pero debido a que tienen un centro de gravedad más alto, no son tan dinámicos “, opinó. Eso no significa que no puedas llevar a tu familia en un Koenigsegg. En 2016, la compañía le dijo a Top Gear que ya había comenzado a desarrollar su primer sedán. Teniendo en cuenta el impulso de la compañía hacia las baterías como fuente de energía, no nos sorprendería si incorpora alguna forma de electrificación.

Recomendaciones del editor