Más elegancia y tecnología potencian la renovada Ford Escape 2020

Ford se está alejando de los sedanes y los hatchbacks para ir con todo hacia las camionetas y las SUV. La Escape 2020 resume esa orientación. El nuevo modelo es más elegante, con un estilo más parecido al de un automóvil, para atraer a una gama mayor de compradores, opciones de propulsión híbridas y enchufables para aumentar la eficiencia de combustible y más características tecnológicas. Pero la firma insiste en que la rediseñada Escape tiene la utilidad que desean los compradores tradicionales de SUV.

Lanzada como modelo 2001, la Escape original fue una de las primeras SUV. El segmento no ha parado de crecer desde entonces, con varios modelos nuevos que llegan a las salas de exhibición, incluso desde el debut en 2013 de tercera generación, que va en retirada. En un mercado tan competitivo, Ford procuró trabajar el diseño exterior para diferenciar la Escape 2020 de sus rivales, dijo a Digital Trends Craig Patterson, gerente de mercadeo de Ford SUV.

“Es importante tener un punto de vista”, dijo el ejecutivo. Para la Escape, esa inspiración significa ser menos parecida a una camioneta y más elegante, como un carro. La Escape 2020 es más larga, baja y ancha que su antecesora, con una línea de techo más elegante, sin los detalles que abarrotaban la versión anterior.

Quienes estén esperando una SUV de aspecto más tradicional, pueden esperar al próximo todoterreno compacto de Ford, que compartirá plataforma con variedades como la propia Escape, el último Focus, que no llegará a Estados Unidos, y la próxima Lincoln Corsair.

La Ford Escape 2020 se ofrecerá con cuatro trenes motrices. Un motor turboalimentado de cuatro cilindros y 1.5 litros es estándar en los niveles de equipamiento S, SE y SEL. Produce 180 caballos de fuerza y 177 libras/pie de torque (240 Nm), pero solo con combustible de 93 octanos.

ford escape 2020 20 frd esp 45920 700x467 c

La otra opción de propulsión de gasolina es un EcoBoost turbo cuatro de 2.0 litros. Disponible solo en el nivel de acabado Titanium, produce 250 hp y 275 libras/pie de torque  (372 Nm) y también  solo con combustible de 93 octanos. Debidamente equipada, puede remolcar hasta 3,500 libras (1,587 kilos).

La Escape también contará una opción de propulsión híbrida por primera vez desde 2012, que es estándar en los niveles de equipamiento SE Sport y Titanium. Cuenta con un motor de cuatro cilindros Atkinson de 2.5 litros, con una potencia total del sistema de 198 hp. Sin embargo, Ford no reveló su eficiencia.

También ofrecerá un tren de potencia híbrido enchufable, el primero en la historia de la Escape, en todos los niveles de equipamiento, excepto el S y SE Sport. Ford espera una autonomía únicamente eléctrica de al menos 30 millas (48.2 kilómetros), con una velocidad máxima de 85 mph en modo eléctrico (136 kph).

Los dos propulsores, EcoBoost y el híbrido, tienen tracción delantera estándar o total opcional, pero el enchufable viene disponible con tracción delantera. El paquete de baterías más grande de ese tren motriz no dejó espacio para un eje de transmisión trasero, dijo Patterson. Otros fabricantes de automóviles utilizan motores eléctricos montados en la parte trasera para permitir la tracción en las cuatro ruedas, pero eso se consideró demasiado costoso, afirmó.

Ford dejó mucho espacio para pasajeros y carga. El fabricante de automóviles afirma que los paquetes de baterías híbridas y enchufables no afectan el espacio interior. La Escape también cuenta con un asiento deslizante en la segunda fila. Anteriormente visto solo en la Nissan Rogue, permite a los propietarios ofrecer más espacio para pasajeros o carga. Al frente, la Escape puede equiparse con una pantalla táctil de 8.0 pulgadas y un grupo de instrumentos digitales de 12.3 pulgadas, así como un monitor frontal. El sistema de infoentretenimiento Sync 3 es compatible con Apple CarPlay y Android Auto, y cuenta con un punto de acceso Wi-Fi integrado que admite hasta 10 dispositivos.

ford escape 2020 20 frd esp 45944 700x467 c

Al igual que los modelos más recientes de Ford, la Escape 2020 obtiene un conjunto de ayudas estándar para el conductor bajo el estandarte Co-Pilot360. De serie, incluye advertencia de colisión frontal, frenado de emergencia autónomo, monitoreo de punto ciego, asistencia de mantenimiento de carril, cámara de visión trasera y luces altas automáticas. Los opcionales consideran control de crucero adaptativo con mantenimiento de carril, un sistema de asistencia de estacionamiento que dirige el automóvil hacia los espacios, y asistencia de dirección evasiva, que ayuda al conductor a ejecutar maniobras de emergencia.

Las versiones híbridas y de gasolina de la Ford Escape 2020 ya llegaron a las salas de exhibición, mientras que el modelo híbrido enchufable lo hará en la primavera boreal de 2020. Los precios se anunciarán más cerca del lanzamiento.  Es un gran año para Ford, con la Explorer 2020 también programada para salir a la venta en los próximos meses.

Todas las variantes de la Escape 2020 se construirán en la planta de ensamblaje de Louisville de Ford en Kentucky.

Recomendaciones del editor