Hallazgo clave en la vida de los primeros primates

Un grupo de investigadores de Estados Unidos analizó varios fósiles de Purgatorius, el género más antiguo de los primeros primates conocidos como plesiadapiformes.

Se trata de antiguos mamíferos de cuerpos pequeños que comían dietas especializadas en insectos y frutas, que podían variar de acuerdo con la especie.

El descubrimiento muestra los primeros pasos de los primates hace 66 millones de años tras la extinción masiva que acabó con los dinosaurios.

Andrey Atuchin.

Por lo mismo, los autores destacan la importancia del hallazgo, que ayuda a comprender de qué forma se recuperó la vida luego de la extinción masiva del Cretácico-Paleógeno.

El estudio fue publicado en la revista Royal Society Open Science. “Este descubrimiento es emocionante porque representa la aparición más antigua de primates arcaicos en el registro fósil”, explica el antropólogo y paleontólogo Stephen Chester.

“Aumenta nuestra comprensión de cómo los primeros primates se separaron de sus competidores tras la desaparición de los dinosaurios”.

El equipo encargado analizó los dientes fósiles hallados en la zona de Hell Creek, en el noreste de Montana.

Los fósiles tienen una antigüedad estimada de 65.9 millones de años, entre 105 mil y 139 mil años después de la extinción masiva.

A partir de la edad de los fósiles, el equipo cree que el ancestro de los primates surgió probablemente en el Cretácico Superior y pudo haber vivido junto a los grandes dinosaurios.

“La impactante investigación ha contribuido significativamente a nuestra comprensión de las dependencias ambientales, biológicas y sociales que finalmente condujeron a la evolución de los primates”, señaló Peter Tolias, otro de los autores.

Recomendaciones del editor