Skip to main content

Cómo detectar a los estafadores en las aplicaciones de citas

Debido a la pandemia de coronavirus, las aplicaciones de citas han tenido un importante impulso en los últimos años; de estas, Tinder es la más popular. Sin embargo, junto con ello han aumentado las estafas por medio de dichas plataformas.

Así, con el lanzamiento del documental de Netflix The Tinder Swindler —que trata sobre el estafador Shimon Hayut, quien engañó a muchas mujeres con dinero a través de la app— comenzaron a salir a la luz los riesgos de participar en ese tipo de redes.

Una mujer con una expresión de angustia mirando su celular.

Según un informe de la Comisión Federal de Comercio (FTC), las estafas de citas alcanzaron niveles récord en 2020, con pérdidas reportadas que ascienden a $304 millones de dólares (50 por ciento más que en 2019). Eso es alrededor de $2,500 dólares perdidos por persona.

A veces, los estafadores pueden ser tan sutiles que no te das cuenta de que te han engañado hasta que es demasiado tarde. Pero para que eso no te pase, puedes poner atención a algunos indicios. Estas son algunas de las señales de alerta que debes tener en cuenta para detectar a los estafadores en las aplicaciones de citas.

Piden algo demasiado pronto

Algunos estafadores de citas en línea son lo suficientemente audaces como para pedirte algo (especialmente dinero) a pesar de que lleven poco tiempo conversando, como un par de semanas. Pero no existe una razón sensata para enviarle fondos a alguien que acabas de conocer en línea.

Si tu pretendiente tiene intenciones genuinas, no se aprovechará de tu confianza o vulnerabilidad para pedir dinero desde el principio.

Piden explícitamente dinero

Karolina Grabowska/Pexels

Un estafador de citas en línea casi siempre te pedirá que le envíes dinero a través de aplicaciones como Cash App, PayPal y Venmo.

Una de las razones más comunes por las que piden dinero es que el suyo está invertido en un gran negocio, aunque también suelen decir que tienen a un niño supuestamente enfermo o que están atrapados en el extranjero.

Si tu pretendiente en línea usa estas razones para pedirte dinero, puedes garantizar que te está estafando. Y si su comportamiento hacia ti cambia después de que te niegues a ayudarlo, eso confirmará las sospechas.

Necesitan ayuda “urgente”

Una de las tácticas favoritas de los estafadores es crear un sentido de urgencia al momento de pedir dinero y, en algunos casos, incluso lo exigen bajo la premisa de que son una pareja y que, como tal, se deben ayudar mutuamente.

Así que, si tu pretendiente en línea tiene una emergencia que requiere que le envíes un pago para sacarlo de un aprieto, simplemente bloquéalo.

Te chantajean emocionalmente

Clay Banks/Unsplash

Los estafadores te pueden manipular psicológicamente con tal de que les des lo que quieren. Si muestras miedo o sospechas de darle a tu pretendiente en línea algo de efectivo, es posible que recurra al chantaje emocional para que te sientas lo suficientemente mal y reconsideres su petición.

Te puede decir frases como: “Pensé que te preocupabas por mí”, “¿Por qué debería preguntarle a alguien más cuando puedo preguntarle a mi pareja?” o “Cuanto antes tenga el dinero, antes podré ir a verte”.

Te piden que compres tarjetas de regalo

En los casos en los que no puedas enviar dinero a tu pretendiente en línea, es posible que te pida que le envíes varias tarjetas de regalo, con el fin de venderlas en efectivo.

Algunas tarjetas de regalo populares que piden los estafadores son de grandes minoristas como Target o de otras marcas como Apple. Por fortuna, algunas tiendas se han dado cuenta de esta tendencia y les advierten a los usuarios sobre una situación de fraude si compran varias tarjetas de regalo a la vez.

Te piden que saques un préstamo

Otra forma en que los estafadores de citas en línea logran que se les envíe dinero en efectivo es convenciendo a las personas de tomar un préstamo en su nombre. Es posible que te digan que no pueden hacerlo ellos mismos debido a problemas relacionados con el crédito o la inmigración.

Pero lo cierto es que los estafadores no tienen la intención de devolver el dinero. Nunca solicites un préstamo a nombre de alguien más, por mucha confianza que le tengas a la persona en cuestión. Así evitarás quedarte con una deuda que no puedes pagar.

Piden contenido sexual

cottonbro/Pexels

En algunas instancias, los estafadores de citas en línea pueden generar confianza contigo hasta el punto en que te sientas con la suficiente comodidad como para enviarles contenido desnudo o explícito.

Para lograr que lo hagas te colmarán de elogios, pero una vez que hayas compartido ese contenido con ellos, pueden usarlo para chantajearte con el objetivo de que les envíes dinero indefinidamente. Esto se conoce comúnmente como “sextorsión”.

Nunca envíes imágenes o videos tuyos en posiciones comprometedoras, sin importar cuánto confíes en la persona.

Te piden tu información personal

En ocasiones, los estafadores de citas en línea pueden solicitar tus datos personales, como tu número de seguro social o tu nombre completo tal como aparece en tu identificación, para conseguir documentos fraudulentos con los que puedan operar sus estafas o actividades ilegales.

Nunca debes compartir datos privados, es decir, cualquier información que no compartirías con un extraño, con una persona con la que estés saliendo en línea.

Si pasas el tiempo en las aplicaciones de citas, lo mejor es que te prepares para saber cuándo alguien puede tratar de estafarte. Solo asegúrate de tomarte tu tiempo para conocer a alguien con quien hablas en línea, para que puedas evaluar de mejor manera si sus intenciones son genuinas o no.

Recomendaciones del editor