Zoom promete enfocarse exclusivamente en la privacidad

Zoom promete enfocarse exclusivamente en la privacidad

Con el confinamiento en sus hogares de millones de personas en el mundo, el uso de redes sociales ha crecido como nunca se vio. El aislamiento social le inyectó una popularidad inusitada a la aplicación de videoconferencias Zoom, que ha debido enfrentar no solo una demanda en aumento, sino que innumerables denuncias por vulneraciones a la privacidad de sus usuarios.

En una extensa publicación de blog, el CEO de la firma, Eric S. Yuan, aseguró que su equipo está haciendo todo lo posible para remediarlo, razón por la cual ha congelado el desarrollo de nuevas funciones para centrarse exclusivamente en ello por los próximos 90 días.

“Nos hemos esforzado por brindarles un servicio ininterrumpido y la misma experiencia fácil de usar que ha convertido a Zoom en la plataforma de videoconferencia elegida por las empresas de todo el mundo, al tiempo que garantiza la seguridad y privacidad de la herramienta. Sin embargo, reconocemos que no hemos cumplido con las expectativas de privacidad y seguridad de la comunidad ni las nuestras”, admitió.

El ejecutivo informó que decidió redireccionar todos sus “recursos de ingeniería para centrarse en nuestros mayores problemas de confianza, seguridad y privacidad”. A juzgar por el anuncio, es muy probable que no veas ninguna actualización importante sino hasta julio. Además, prometió ser más abierto con su comunidad de usuarios y “preparar un informe de transparencia que detalle la información relacionada con las solicitudes de datos, registros o contenido”.

Yuan reveló que el software ha experimentado un crecimiento de casi 1,900 por ciento con la declaración de pandemia y las medidas de aislamiento. Hoy congrega diariamente a 200 millones de personas en reuniones gratuitas y de pago, versus los 10 millones que exhibían en diciembre de 2019.

Tras conocerse los inconvenientes, Zoom tomó inmediatas medidas. Por ejemplo, su aplicación para iOS dejó de enviar datos de forma encubierta a los servidores de Facebook y también reforzó sus políticas de privacidad respecto a los datos de sus usuarios. No obstante, la aplicación para computadoras de escritorio está plagadas de errores de seguridad, incluso con algunos que podrían permitir a terceros hacerse del control del equipo.

La empresa efectuará una “revisión exhaustiva con expertos externos y usuarios para comprender y garantizar la seguridad” y mejorará su actual programa de recompensas por informar sobre errores, además de celebrar un seminario virtual todos los miércoles a las 10 am PT mediante los cuales informará a la comunidad sobre actualizaciones de privacidad y seguridad.

“La transparencia siempre ha sido una parte central de nuestra cultura. Estoy comprometido a ser abierto y honesto sobre las áreas en las que estamos fortaleciendo nuestra plataforma y en las que los usuarios pueden dar sus propios pasos para utilizarlas y protegerse mejor”, finalizó.

Recomendaciones del editor