Intel lanzará servicio de repartidores autónomos en 2023

Mobileye, compañía subsidiaria de Intel especializada en el desarrollo de chips para el control de coches autónomos, anunció el despliegue de una flotilla de vehículos repartidores automatizados en 2023.

El vehículo repartidor autónomo de la subsidiaria de Intel, Mobileye

El vehículo utilizado en el servicio es una especie de camioneta de carga sin cabina conocida como “The Transporter”. Según Mobileye, se producirán 35,000 de estos vehículos entre 2023 y 2028. “Es un lanzamiento comercial total”, dijo al portal The Verge Jack Weast, un ejecutivo de la empresa.

Los vehículos serán desplegados en colaboración con la startup estadounidense Udelv, dedicada a la entrega de paquetería mediante vehículo autónomos.

La empresa, apunta el portal The Verge, ha realizado alrededor de 20,000 entregas en las ciudades de Arizona, Oklahoma y la bahía de San Francisco gracias a las camionetas con tecnología de conducción autónoma.

Mobileye no detalló cuáles serán las primeras ciudades donde serán desplegados los vehículos repartidores. Sin embargo, precisó que el lanzamiento no estará limitado a condiciones geográficas específicas, lo que sugiere que el servicio estará disponible en mercados con condiciones variadas.

La empresa subsidiaria de Intel destaca que su tecnología de conducción autónoma es más segura respecto de otras alternativas.

Actualmente, los sistemas de conducción autónoma dependen de cámaras que permiten al auto “mirar” el camino, así como sistemas de radar y tecnología LiDAR para determinar la distancia entre el auto y otros vehículos u objetos.

“A diferencia de la mayoría de nuestros competidores, nuestro software utiliza subsistemas independientes entre la cámara, el radar y la tecnología LiDAR, de modo que si alguno es incapaz de detectar un objeto, el otro lo hará”, dijo Weast al portal The Verge.

Por su parte, Udelv afirmó que, aunque los vehículos lanzados en 2023 serán 100 por ciento autónomos, será posible controlarlos a distancia mediante un sistema de baja latencia.

Recomendaciones del editor