Canon sufre ataque de ransomware y robo de datos en la nube

Un tremendo ataque de ransomware sufrió Canon, en una acción que se atribuyó el grupo de hackers Maze y que incluye mucha información sacada de la nube de almacenamiento del servicio.

En una notificación enviada por el equipo de TI de la compañía se establece que se están experimentando “problemas de sistema generalizados que afectan a múltiples aplicaciones, equipos, correo electrónico y otros sistemas pueden no estar disponibles en este momento”.

El grupo Maze le dijo al sitio especializado BleepingComputer que su ataque se realizó este miércoles 5 de agosto cuando robó “10 terabytes de datos y bases de datos privadas”.

Maze es un ransomware operado por humanos dirigido a empresas que se propaga sigilosamente a través de una red hasta que obtiene acceso a una cuenta de administrador y al controlador de dominio de Windows del sistema.

Durante todo este proceso, los piratas cibernéticos roban archivos no cifrados de servidores y copias de seguridad y los cargan en los servidores propios para proferir amenazas y pedir rescates monetarios.

“Una vez que ha cosechado en la red de cualquier cosa de valor y tenga acceso a un controlador de dominio de Windows, Maze implementará el ransomware en toda la red para encriptar todos los dispositivos”, señala BleepingComputer.

La gente de Maze, según este sitio web, está extorsionando a las personas que se vieron afectadas por el robo de archivos desde la nube de Canon.

“Si una víctima no paga el rescate, Maze distribuirá públicamente los archivos robados de la víctima en un sitio de fuga de datos que haya creado”, sostuvo.

Recomendaciones del editor