Cómo usar tu viejo celular como monitor de sistema

Siempre se le pueden dar distintos usos a un celular viejo que está tirado en algún cajón de tu casa. Así lo ha demostrado un usuario de Reddit que publicó un tutorial para utilizar el aparato como monitor de sistema de Windows 10.

La idea viene del subreddit r/pcmasterrace. Ahí, esta persona compartió una foto de su torre dentro de la cual había introducido un viejo móvil Android para usar como monitor de recursos.

El paso a paso

  • Lo primero que debes hacer es bajar la app Remote System Monitor.
  • La computadora con Windows y el dispositivo móvil deben estar conectados a la misma red wifi. El truco no funciona si tienes la PC conectada solo a través del cable de red.
  • Una vez que hayas instalado tanto la app de servidor para Windows como para el móvil, asegúrate de estar conectado a la misma red y ejecuta la app para Windows. Luego abre tu app en el móvil y esta debería encontrar tu computadora automáticamente.
  • Tendrás que establecer una contraseña.
  • Configura la pantalla del teléfono para que siempre esté encendida y ejecuta un USB a través de un puerto USB.
  • Luego puedes insertarlo entre el panel lateral y el gabinete de la fuente de alimentación (como se ve en la imagen del usuario).
  • Es posible que también te guste esta aplicación si deseas una mayor personalización: Pitikapp Remote Dashboard.

Cómo se ve el rendimiento con el administrador de tareas de Windows

  • Lo primero que tienes que hacer es abrir la herramienta Administrador de tareas. Esto lo puedes hacer de tres formas: buscándola en el menú de inicio, en las opciones del menú que aparece cuando pulsas Control + Alt + Suprimir, o pulsando a la vez Control + Shift + Escape para abrirlo directamente. Si no te sale directamente, entonces buscar en “Más detalles”.
  • Cuando entres en la vista completa del administrador solo te queda pulsar en la pestaña de Rendimiento que tienes en la parte superior. Entrarás en el visor de rendimiento, donde podrás ver la evolución que uso de la CPU, la memoria RAM, los discos duros de tu ordenador, tu conexión y las gráficas que tengas instaladas.

Recomendaciones del editor