¿Aún no sabes qué es Thunderbolt? Te lo explicamos

Seguramente has visto las palabras “Thunderbolt” y “USB-C” (o “Type-C”); incluso tal vez sabes que tienen que ver con los cables periféricos de las computadoras. Sin embargo, no todo el mundo sabe con exactitud qué son, especialmente el primero de ellos. ¿No sabes qué es Thunderbolt y para qué sirve? Lo cierto es que puede ser algo particularmente confuso, ya que se trata de una tecnología de conexión que ha pasado por varias fases diferentes, y está dando el salto de Apple a laptops y PCs en general. Conocer la diferencia entre estos diferentes puertos es importante, especialmente cuando estás pensando en qué computadora es la adecuada para ti.

El Thunderbolt 3 de hoy

Bill Roberson/Digital Trends

La tecnología Thunderbolt ha existido desde finales de la década de 2000, pero cuando apareció Thunderbolt 3 en 2016, los tiempos habían cambiado, y mucho. Específicamente, USB-C surgió como el último estándar USB, un cable USB actualizado y potente que podría proporcionar hasta 15 vatios de potencia para dispositivos (mucho más que los estándares anteriores) y hasta 100 vatios para cargar computadoras portátiles compatibles o dispositivos similares. Fue un cambio radical para el USB, y claramente señaló el futuro de muchas conexiones de computadoras comunes.

En respuesta, los desarrolladores de Thunderbolt tomaron una decisión muy inteligente: en lugar de intentar enfrentarse a USB-C, se unieron a ella. Thunderbolt 3 abandonó la antigua base de conexión DisplayPort y cambió a una conexión USB-C, básicamente combinando las dos tecnologías en un híbrido particularmente potente.

El cambio a USB-C permitió a Thunderbolt 3 dar el salto desde los dispositivos Apple a otras PC y computadoras portátiles. El único inconveniente fue la compatibilidad: la nueva conexión USB no es compatible con Thunderbolt o Thunderbolt 2 sin que cuentes con un costoso adaptador.

Aquí hay algunas cosas que puedes hacer con un puerto USB-C Thunderbolt 3 hoy:

  • Transmitir datos a una velocidad de 40 Gbps.
  • Salida de video a dos monitores 4K a 60 Hz.
  • Cargar los teléfonos inteligentes y la mayoría de las computadoras portátiles con hasta 100 vatios de potencia.
  • Conectarse a una GPU (unidad de procesamiento gráfico) externa, a menos que haya sido bloqueada por el fabricante.

Ahora que sabes qué es Thunderbolt, quizás te estés preguntando si tu puerto USB-C es en realidad Thunderbolt 3. Para saberlo, busca el símbolo de rayo que identifica a esta tecnología y que a menudo lo diferencia de un puerto USB-C estándar.

Historia de esta tecnología

Para saber bien qué es Thunderbolt, es importante remontarse a fines de la década de 2000. Intel desarrolló un proyecto llamado Light Peak, que tenía la intención de añadir a la transferencia de datos tradicional el traspaso de datos ópticos, esencialmente combinando cables y fibra óptica. Sin embargo, pronto descubrieron que sus prototipos con buen cableado de cobre viejo ya estaban logrando los resultados que Intel quería, a un costo mucho menor.

Este nuevo producto se lanzó como Thunderbolt a principios de la década de 2010, solo en dispositivos Apple: fue diseñado para ser una conexión particularmente potente y flexible. A diferencia de los cables específicos de la marca de esa época, se trató de una creación adecuada para muchos propósitos. Fue particularmente prometedor para diseñadores o ingenieros que usaban computadoras portátiles pero que necesitaban conexiones de alta potencia para almacenamiento externo, pantallas de alta resolución y accesorios similares.

Sin embargo, la tecnología siguió avanzando, y en poco tiempo hubo un Thunderbolt 2 y un Thunderbolt 3.

Debido a que el primer lanzamiento de Thunderbolt salió con la ayuda de Apple, solo estuvo disponible para Mac durante el primer año. Intel quería llevar la conexión a las PC, pero decidió quedarse con la exclusividad de Apple. Además de la disponibilidad limitada, otro de sus inconvenientes era que sólo funcionaba con cables Thunderbolt, que solían ser caros, alrededor de $50 dólares.

Dan Baker/Digital Trends

El tiempo brindó una visión más precisa de cómo se utilizaba y hacia dónde debería dirigirse en el futuro. Así, alrededor de 2014, Thunderbolt 2 introdujo varios cambios importantes a la tecnología.

El resultado fue un nuevo tipo de cable que combinó los dos canales bidireccionales de 10 Gbps de la primera versión y en uno solo de 20 GBps que podría proporcionar más potencia cuando fuera necesario. Estos cables mostraron rápidamente velocidades más altas. Junto a este cambio también llegó la compatibilidad con los últimos estándares de DisplayPort, ya que las dos tecnologías aún necesitaban trabajar juntas.

Uno de los cambios más relevantes, sin embargo, fue la compatibilidad 4K. Aunque un poco adelantado a su tiempo, 4K estaba en el horizonte, y los usuarios que dependían de las conexiones de Thunderbolt se alegraron en saber que las resoluciones más altas serían compatibles cuando fuera necesario.

También fue importante para los usuarios que los dispositivos Thunderbolt 2 fuesen compatibles con los dispositivos que operaban con la versión anterior, incluso si desean mezclar y combinar diferentes generaciones. El único detalle es que mantuvo su exclusividad en computadoras Apple, hasta que llegó el cambio a USB-C con Thunderbolt 3.

Avances recientes de Thunderbolt

Bill Roberson/Digital Trends

Las actualizaciones de Thunderbolt continúan, al igual que las formas crecientes en que Thunderbolt se usa en los dispositivos. La carga de dispositivos con conexiones USB-C Thunderbolt se ha vuelto más común, y la compatibilidad ha continuado para incluir el último estándar de cable USB 3.2 (aunque esto todavía está en desarrollo, por lo que siempre recuerda verificar dos veces los cables).

Nuevos desafíos han ido apareciendo también para Thunderbolt. Por ejemplo, el estándar USB4 está en camino, y promete velocidades que pueden rivalizar con Thunderbolt 3. Según datos oficiales, el USB4 ofrecerá transferencia de datos de dos carriles con velocidades totales de hasta 40 Gbps. Y si bien Thunderbolt es más que solo datos de alta velocidad, esto pondrá más presión sobre el estándar Thunderbolt para continuar su evolución.

También hay amenazas de seguridad que deben tenerse muy en cuenta. Se ha informado que la vulnerabilidad Thunderclap estaba presente en Mac y PC: permitía a los piratas informáticos usar el puerto Thunderbolt, a través de un dispositivo cargado con el malware adecuado, pudiendo así acceder y robar archivos en la computadora al pasar por alto las medidas de seguridad de Thunderbolt en segundos. Es un importante recordatorio de que estas conexiones de alta velocidad tienen sus propios riesgos, y nunca deben usarse con dispositivos desconocidos.

*Actualizado el 21 de septiembre de 2020 por Aron Covaliu.

Recomendaciones del editor