Skip to main content

Un sumidero gigante descubierto en China tiene una selva adentro

Un sumidero es por definición un tipo de dolina circular que actúa como desagüe natural para el agua de lluvia o para corrientes superficiales como ríos o arroyos.​ Y en China, descubrieron uno realmente impresionante, ya que es un orificio tan grande y profundo, que además ahí cabe una selva entera.

El hallazgo tuvo lugar en la Región Autónoma Zhuang de Guangxi, cerca de la aldea de Ping’e en el condado de Leye, según Xinhua.

El sumidero tiene 630 pies (192 metros) de profundidad, hay tres entradas de cuevas en el abismo, así como árboles antiguos de 131 pies (40 m) de altura.

«Esta es una noticia genial», dijo George Veni, director ejecutivo del Instituto Nacional de Investigación de Cuevas y Karst (NCKRI) en los Estados Unidos.

Un karst es el fenómeno que propicia el sumidero y que se define como un lento proceso de disolución que tarda en desarrollarse millones de años, cada cien años el avance en la roca es de unos 5mm aproximadamente.

Por eso, Veni comenta que este karst es particularmente especial para provocar este fenómeno:

«Debido a las diferencias locales en la geología, el clima y otros factores, la forma en que el karst aparece en la superficie puede ser dramáticamente diferente», dijo. «Así que en China tienes este karst increíblemente espectacular visualmente con enormes sumideros y entradas de cuevas gigantes, etc. En otras partes del mundo sales al karst y realmente no notas nada. Los sumideros pueden ser bastante tenues, solo uno o dos metros de diámetro. Las entradas a las cuevas pueden ser muy pequeñas, por lo que tienes que abrirte paso en ellas».

Chen Lixin, quien dirigió el equipo de expedición de la cueva, dijo a Xinhua que la densa maleza en el piso del sumidero era tan alta como los hombros de una persona. Las cuevas kársticas y los sumideros pueden proporcionar un oasis para la vida, dijo Veni.

«No me sorprendería saber que hay especies encontradas en estas cuevas que nunca han sido reportadas o descritas por la ciencia hasta ahora», dijo Lixin.

Recomendaciones del editor