Temor espacial: el coronavirus llegó al despegue del Soyuz

Una situación que causó pánico y alarma se dio en en el Cosmódromo de Baikonur, Kazajstán donde fue lanzada el pasado 9 de abril la sonda Soyuz MS-16 al espacio para llevar tripulación a la Estación Espacial Internacional (EEI).

El 15 de abril, la agencia de noticias rusa TASS confirmó que Evegeny Mikrin, directora ejecutiva adjunta y diseñadora en jefe de RSC Energia, dio positivo por coronavirus y estuvo presente ese día en el despegue. Fue vista relativamente cerca de Dmitry Rogozin, el jefe de Roscosmos, el astronauta de la NASA Chris Cassidy y los cosmonautas Anatoly Ivanishin e Ivan Vagner antes del lanzamiento

“Mikrin ha pasado dos pruebas para el coronavirus y ambas son positivas. Ha sido incluido en la lista de 30 personas declaradas oficialmente como infectadas en Roscosmos (agencia espacial de Rusia)”, dijo una fuente a TASS.

El principal temor con eso es que el coronavirus pudiera llegar a la Estación Espacial Internacional, sin embargo, eso fue tajantemente desmentido por el Roscomos.

soyuz

“La posible contaminación de la EEI es absolutamente imposible ya que se ha minimizado el número de personal involucrado en las operaciones relacionadas y los restantes siguen las normas más estrictas y las medidas de precaución para evitar cualquier posible amenaza para las tripulaciones”, dijo la oficina de prensa de Roscosmos al sitio Space en un comunicado.

El centro espacial ruso agregó que todo el personal ha tomado las medidas sanitarias correspondientes al igual que en la Estación Espacial Internacional, “lo mismo ocurre con todo el personal de Roscosmos y los responsables de las operaciones continuas: la cantidad de personal presente en sus lugares de trabajo se ha minimizado y la mayoría de ellos trabajan de forma remota. Otros están obligados a seguir las medidas de precaución más estrictas”.

El representante de prensa de la NASA, Dan Huot, también entregó tranquilidad sobre la salud de los tripulantes del Soyuz y de la Estación Espacial Internacional.

“La tripulación de astronautas fue puesta en cuarentena estricta con sus equipos médicos semanas antes del lanzamiento. Durante este tiempo de distanciamiento social, se siguieron equipos de protección personal y procedimientos de monitoreo de salud para proteger a la tripulación de cualquier enfermedad infecciosa. Es la práctica estándar de la NASA, como sucede con todos nuestros socios internacionales, para proteger la salud de los astronautas antes del lanzamiento y monitorearlos de cerca cuando llegan por primera vez a la Estación Espacial Internacional”.

Recomendaciones del editor