Skip to main content

Pfizer entra al mundo de los medicamentos basados en cannabis

Pfizer, una de las empresas detrás de las vacunas contra el coronavirus, ingresará a otro campo de estudio que tiene que ver con el cannabis, pues adquirió la compañía Arena Pharmaceuticals por la suma de $6,700 millones de dólares.

El acuerdo indica que Pfizer adquirirá todas las acciones de Arena Pharmaceuticals por $100 dólares cada una, compra que está sujeta a revisión por parte de organismos reguladores en Estados Unidos.

Arena Pharmaceuticals se dedica principalmente a desarrollar medicamentos y tratamientos para enfermedades inflamatorias autoinmunes, entre las que se encuentran la enfermedad de Crohn y también otras afecciones gastrointestinales, dermatológicas e incluso cardiacas.

La empresa, que en el futuro será parte de Pfizer, ha creado diversos tipos de medicamentos basados en cannabinoides. Uno de ellos es el Olorinab, enfocado en atacar el dolor producido por algunas enfermedades estomacales y que actualmente está en fase de pruebas; hasta ahora no se han reportado efectos adversos. Sin embargo, Olorinab no está aprobada por organismos oficiales y menos a la venta.

Arena Pharmaceuticals además desarrolla un medicamento para la obstrucción microvascular y para tratar un efecto secundario de la esclerosis sistémica, que también se encuentra en fase de pruebas.

Bajo el paraguas de Pfizer, Arena Pharm espera poder avanzar por el bienestar no solo de los pacientes actuales y futuros, sino también de los accionistas que se llevarán un buen dinero con la adquisición.

En paralelo, Pfizer sigue trabajando en tratamientos contra la pandemia y uno de sus recientes proyectos es el desarrollo de una píldora oral contra el coronavirus.

Recomendaciones del editor