Skip to main content

El astronauta de la ISS detecta la instalación Starbase de SpaceX desde el espacio

La instalación Starbase de SpaceX vista desde la ISS.
NASA/JAXA

Un astronauta que miraba desde la Estación Espacial Internacional (ISS) logró detectar las instalaciones de vuelo espacial Starbase de SpaceX en Boca Chica, Texas, a unas 250 millas más abajo.

El astronauta japonés Koichi Wakata fotografió la vista desde la ISS mientras el puesto orbital pasaba sobre el Estado de la Estrella Solitaria a principios de esta semana. Al publicar la imagen en Twitter, Wakata preguntó a sus seguidores si podían detectar las instalaciones de SpaceX muy por debajo.

A menos que vivas localmente, o hayas estado siguiendo el trabajo de SpaceX en el sitio muy de cerca, es una apuesta segura que no podrás detectar Starbase. Así que déjanos ayudarte …

La instalación Starbase de SpaceX vista desde la ISS.
NASA/JAXA

En la imagen de arriba, el círculo rojo muestra el edificio del Centro de Control de Lanzamiento de Starbase de SpaceX, así como la Estación de Seguimiento de Starbase. También es la ubicación del llamado Rocket Garden de SpaceX, donde muestra múltiples naves espaciales Starship, la mayoría de las cuales tienen diseños más antiguos que nunca se lanzaron.

El círculo verde muestra el sitio de lanzamiento para la próxima prueba inaugural del cohete de próxima generación de SpaceX, el Super Heavy.

El Super Heavy intentará llevar la nave espacial Starship a la órbita en un breve vuelo de prueba, con la NASA esperando usar ambos vehículos para futuras misiones tripuladas a la Luna e incluso a Marte.

SpaceX aún no ha confirmado una fecha para el primer lanzamiento del Super Heavy, aunque se espera que tenga lugar en los próximos meses.

Cuando finalmente llegue a despegar, sus 17 millones de libras de empuje lo convertirán en el cohete más poderoso que jamás haya volado.

Eso es mucho más que el cohete Space Launch System (SLS) de la NASA, que generó un récord de 8.8 millones de libras de empuje cuando despegó por primera vez en noviembre al comienzo de la misión lunar Artemis I, y más del doble que el cohete Saturno V, que impulsó a los astronautas a la luna para las misiones Apolo hace cinco décadas.

Recomendaciones del editor