DT en Español podría recibir una comisión si compras un producto desde el sitio

Los mejores monitores baratos que puedes comprar este 2021

¿Presupuesto limitado para comprar un nuevo monitor? ¡No te preocupes! Aquí te traemos una lista de los mejores monitores baratos, con algunos que incluyen AMD FreeSync o tecnología de panel IPS. No esperes características deslumbrantes o grandes pantallas por alrededor de $100 dólares, aunque te aseguramos que cumplirán con creces la misión para la que fueron diseñados.

Te va a interesar:

Acer SB220Q

Acer SB220Q, uno de los monitores baratos que puedes comprar por $100 dólares
Acer

La serie SB0 de Acer es una elegante línea económica y el modelo SB220Q no es una excepción. Se ve muy bien en cualquier lugar gracias a su marco estrecho que tiene solo 0.24 pulgadas de profundidad, biseles relativamente recortados y un atractivo soporte estampado. No es la pantalla más grande con solo 21.5 pulgadas en diagonal, pero sigue siendo lo suficientemente grande para trabajar y jugar.

Construido con un panel IPS, el SB220Q tiene una resolución de 1,920 x 1,080 pixeles, una frecuencia de actualización máxima de 75 Hz, un tiempo de respuesta de 4 ms, una relación de contraste nativa de 1,000:1 y un brillo máximo de 250 nits.

No hay altavoces incorporados, ni encontrarás un conector de 3.5 mm para auriculares. Las salidas están limitadas a un solo puerto HDMI y uno VGA. Tampoco hay opción de montaje VESA.

Sin embargo, el Acer SB220Q es compatible con AMD FreeSync, lo que lo convierte en una solución decente para juegos de consola y computadora con tecnología AMD.

Asus VS228H-P

Asus VS228H-P, uno de los monitores baratos que puedes comprar por $100 dólares
Asus

Este panel TN de Asus presenta especificaciones similares al SB220Q de Acer, aunque ciertamente no es tan atractivo. Más adecuado para entornos empresariales, el VS228H-P no incluye tecnología de sincronización para juegos, pero admite el montaje VESA, por lo que puedes colocarlo más fácilmente en una pared o en un soporte personalizado.

Tiene una sólida selección de puertos, que incluye HDMI, VGA, DVI-D y un conector de audio de 3.5 mm, lo que lo convierte en una excelente solución para la oficina.

El Asus VS228H-P cuenta con una pantalla de 21.5 pulgadas con una resolución de 1,920 x 1,080 pixeles, una frecuencia de actualización máxima de 75 Hz, un tiempo de respuesta de 5 ms, una relación de contraste nativa de 1,000:1 y un brillo máximo de 250 nits.

Lo que no verás aquí es la rica paleta de colores y los amplios ángulos de visión asociados con las pantallas IPS, los parlantes incorporados o los biseles delgados.

Sceptre Ultra Slim Pro de 20 pulgadas

Sceptre Ultra Slim Pro, uno de los monitores baratos que puedes comprar por $100 dólares

Este monitor de 20 pulgadas es un poco más pequeño que muchas de nuestras selecciones, pero también uno de los más asequibles, ideal para aquellos que desean ahorrar en precio y espacio en el escritorio al mismo tiempo.

Incluye tecnología Adaptive Sync, una frecuencia de actualización de 75 Hz y altavoces integrados. La resolución, de 1,600 x 900, no es muy alta, pero aun así hace el trabajo.

Hay dos puertos HDMI para diferentes entradas (y admiten conversión DVI), así como VGA, y el tiempo de respuesta es razonable a 5 ms. El brillo está limitado a 250 nits, pero como puedes ver en nuestras otras selecciones, esto es bastante común entre los monitores en este rango de precios.

También puedes elegir paquetes que incluyan un cable HDMI o un teclado, pero si realmente deseas ahorrar, es mejor comprar este monitor solo.

HP Pavilion 22cwa

HP Pavilion 22cwa, uno de los monitores baratos que puedes comprar por $100 dólares
HP

El Pavilion 22cwa de HP puede ser el monitor menos impresionante de nuestra lista, pero tiene el precio más bajo de $85 dólares. No incluye altavoces integrados, gestión de cables ni tecnología de sincronización, pero lo que sí ofrece es un panel IPS de 21.5 pulgadas que promete colores ricos y amplios ángulos de visión. También es algo atractivo, aunque sus biseles parecen un poco más grandes que los modelos BenQ y Acer en esta lista.

El HP Pavilion 22cwa tiene una resolución de 1,920 x 1,080, una frecuencia de actualización de 60 Hz, un brillo máximo de 250 nits, un tiempo de respuesta de 7 ms y una relación de contraste nativa de 1,000:1.

Si estás buscando conectividad, es bastante limitada, ya que proporciona un puerto HDMI y un puerto VGA. El kit de montaje VESA incluido te permite colocar este monitor en una pared.

LG 22MK430H-BLG 22MK430H-B, uno de los monitores baratos que puedes comprar por $100 dólares

Sin duda, el 22MK430H-B de LG se dirige a los jugadores con características como puntos de mira en la pantalla, un estabilizador negro y Dynamic Action Sync que acelera el proceso de actualización de la imagen.

Incluso, cuenta con soporte AMD FreeSync para reducir el desgarro visual y el tartamudeo cuando se conecta a tarjetas gráficas y APU basadas en AMD. El tiempo de respuesta de 5 ms no es excelente para los jugadores, pero no es un factor decisivo, especialmente a este precio.

El LG 22MK430H-B mide 21.5 pulgadas y tiene una resolución de 1,920 x 1,080 pixeles a una frecuencia de actualización de 75 Hz. También tiene una relación de contraste nativa de 1,000:1 y un brillo máximo de 250 nits.

No es exactamente atractivo y carece de los biseles súper delgados que se ven en los otros modelos de esta lista, pero puedes montarlo fácilmente en una pared. Incluye un puerto HDMI, un puerto VGA y un conector para auriculares de 3.5 mm.

Philips 226E9QDSB

Philips 226E9QDSB, uno de los monitores baratos que puedes comprar por $100 dólares

Philips destaca con este monitor de 22 pulgadas con tecnología FreeSync y un diseño sólido y duradero con biseles mínimos generando una apariencia agradable. El panel IPS con resolución HD y tiempo de respuesta de 5 ms no depara muchas sorpresas, y se espera una frecuencia de actualización de 75 Hz, pero apreciamos el modo de filtro de luz azul adicional manteniendo los ojos saludables y listos para sesiones más largas.

Cuenta con un puerto HDMI, DVI-D y VGA, y también se admite la salida de audio HDMI, aunque el monitor no viene con altavoces integrados. En general, es una buena elección si te gusta ese diseño confiable de Philips que durará años en el futuro, es una lástima que esta versión no venga con USB-C, que está disponible en algunos de los tamaños de pantalla más grandes para este modelo.

Recomendaciones del editor