Esta todoterreno Volvo clásica adaptada al siglo XXI puede ser tuya

Barrett-Jackson.

Cuando a los restauradores de automóviles les dan luz verde para modificar el objeto de sus esfuerzos puede haber resultados increíbles. Esta actividad, cada vez más aceptada por puristas y coleccionistas, ha sido bautizada en Estados Unidos con el nombre de restomod, que es el resultado de combinar las palabras restoration, o restauración, y modification, o modificación.

En fechas recientes les hablamos de la Ford F-100 Eluminator, una pickup F-100 de 1978 restaurada a la perfección y modificada por su fabricante no solo para lucir nueva y atractiva, sino con un nuevo tren motriz que la convierte en una pickup 100 por ciento eléctrica.

También vimos el Hyundai Grandeur eléctrico, un sedán de 1986 restaurado a la perfección con un exterior contemporáneo y futurista y una cabina digna de un costoso club nocturno de los ochenta. Este constituye el segundo modelo de la Heritage Series del fabricante coreano. 

Barrett-Jackson.

Pero esos dos ejemplos de restomod fueron llevados a cabo por los fabricantes de los modelos originales con recursos ilimitados. Y ese no es el caso de esta formidable Volvo TP21 de 1957, una camioneta todoterreno basada en un vehículo originalmente construido para el uso de los ejércitos sueco y belga entre 1953 y 1958.

Barrett-Jackson.

La TP21 original estaba basada en el Volvo serie PV800, apodado en su país de origen como Sugga o “Cerda”, construida entre 1938 y 1958 para el mercado de taxis de Suecia, y en menor medida para su uso como ambulancia. 

La camioneta original estaba equipada con un motor de seis cilindros en línea, de cabezales planos y 3.7 litros de desplazamiento capaz de generar 90 caballos de fuerza y una transmisión manual de cuatro velocidades. También contaban con un sistema de tracción en las cuatro ruedas basado en una caja de transferencia de dos velocidades y bloqueos de los diferenciales delanteros y traseros accionados por vacío.

Barrett-Jackson.

Esta TP21 restomod fue dotada con un gigantesco motor V8 Chevrolet de 572 pulgadas cúbicas (9.4 l) que produce 620 caballos de fuerza y ​​650 libras-pie de torque, casi siete veces la potencia del motor original, acoplado a una transmisión automática de tres velocidades TH475 usualmente utilizada en camiones de trabajo pesado y casas rodantes.

Barrett-Jackson

Esta Cerda en particular también fue equipada con mejoras que la adaptan a los gustos del siglo XXI, como un sistema de navegación con pantalla táctil y aire acondicionado. En el área de entretenimiento, los pasajeros de la fila de asientos trasera consiguen un televisor LCD y una consola Playstation 4. Hay un segundo televisor LCD que solo es visible cuando se abre la tapa del maletero, el cual es ideal para camping o tailgating, y una gaveta con refrigeración debajo del maletero.

Barrett-Jackson.

Al igual que la Ford F-100 Eluminator y el Hyundai Grandeur Heritage series, esta Volvo TP1 es un modelo único, pero a diferencia de la Ford y el Hyundai podrá ser adquirida por un miembro del público. Esta oportunidad única tendrá lugar en la próxima edición de la subasta anual de autos clásico de Barrett-Jackson, celebrada en la ciudad de Scottsdale, en el estado de Arizona, en enero de 2022. ¿Quién se anima?

Barrett-Jackson

Recomendaciones del editor