Reino Unido aprueba construcción de molinos de viento a mar abierto

Ministros en el Reino Unido aprobaron el martes pasado el inicio de la segunda fase para construir el complejo de molinos de viento más grande del mundo.

Hornsea Project Two tendrá 300 turbinas que serán dispersadas en 300 millas cuadradas, a 55 millas de la costa e Inglaterra en el Mar del Norte.

Relacionado: Costa Rica comienza el año usando solo energía renovable

Se estima que la capacidad de generación de energía es de 1.8 gigawatts, lo que podría proveer de energía eléctrica unos 1.6 millones de hogares.

Pero no se espera que este complejo genere solamente energía verde. De acuerdo a los ministros, el proyecto creará alrededor de 1,960 trabajos de construcción y 580 trabajos de operación y mantenimiento.

“La industria de energía eólica en mar abierto ha crecido de forma extraordinaria durante los últimos años y es una parte fundamental en nuestros planes para construir un sistema de energía limpia, asequible y segura”, afirma Greg Clark, el Secretario de Estado para la Energía, Negocios y Estrategias Industriales del Reino Unido a The Guardian.

“Gran Bretaña es un líder global en energía eólica a mar abierto y estamos determinados en transformarnos en uno de los destinos predilectos para inversiones en energía renovable, lo cual implica crecimiento laboral y económico a lo largo del país.

La decisión estuvo congelada durante dos meses mientras los reguladores revisaban si el proyecto podía alterar el hábitat de las especies locales como las marsopas, debido al ruino generado por las turbinas.

Hornsea Project Two y su predecesor fueron desarrollados por Dong Energy, el operador de energía eólica a mar abierto más grande del mundo con base en Dinamarca.

A pesar de que el gigante invirtió dinero durante la primera fase del proyecto, falta  aún saber si lo hará de nuevo para la segunda fase.

Brent Cheshire, uno de los Miembros de la Junta de Dong Energy le dijo a The Guardian que “ya hemos invertido $7.8 billones de dólares (7,800 millones) en el Reino Unido y Hornsea Two representa una nueva gran oportunidad”.

Relacionado: Apple presentó al robot de reciclaje Liam, y pasó el examen de energía renovable

La segunda fase costará también $7.8 billones. Cheshire añade que “ un proyecto de esta magnitud ayudaría a reducir el costo de la electricidad generada de forma eólica en mar abierto y muestra nuestro compromiso con el Reino Unido”.