Revisión del videojuego Observation en PlayStation 4

Observation cuenta una historia espeluznante en el espacio

Observation te lleva a vivir una historia desde una perspectiva inédita

Lo bueno

    Inmersión absoluta
    Historia interesante de principio a fin
    Efectos visuales deslumbrantes
    Una idea que funciona con creces

Lo malo

    Por momentos, los puzzles rompen el ritmo de suspenso

Puntaje

8.5/10

Devolver Digital nos tiene acostumbrados a aventuras en pixel art con mucha sangre y bandas sonoras synthwave para acompañar la experiencia de jugar videojuegos. Sin embargo, uno de los ejemplos más recientes de que su portafolio es bastante variado fue Stories Untold, desarrollado por el estudio NoCode. Esta aventura experimental nos invitaba a vivir una historia repartida en cuatro episodios, mezclando elementos de aventura narrativa basada en texto, y resolviendo puzzles para avanzar con la trama. Años después nos encontramos con Observation, el cual nace de esta filosofía, pero nos invita a un viaje en el espacio desde los ojos de la inteligencia artificial.

Si recuerdas a la supercomputadora HAL 9000 de 2001: A Space Odyssey, es muy probable que esta premisa te suene familiar. En este videojuego, los jugadores controlan a SAM, una IA presente dentro de una estación espacial. Estando en un rol secundario, nuestra tarea es ayudar a la doctora Emma Fisher, la única persona que vemos dentro de la estación en los primeros minutos de la historia.

Algo terrible pasó en el espacio, arruinando la misión de la doctora y su tripulación, la cual también está perdida y no responden a los intentos de comunicación de Fisher. Todo es un gran misterio, y a medida que avanzamos, las cosas cobrarán aún menos sentido. El miedo y la desesperación de no saber qué es lo que ocurrirá en Observation son los elementos centrales en la experiencia. Y los que me tuvieron en el filo del asiento casi en todo momento.

Es difícil hablar de la historia, prácticamente el componente central del juego, sin entrar en territorio de spoilers. Pero para ello, hablaré solamente de la primera parte en detalle, siguiendo con explicaciones de elementos más abstractos que no interferirán en tu experiencia. Para comenzar, NoCode abandonó el formato episódico del título anterior para apostar con un argumento lineal, situado en esta estación espacial, y llevándonos lentamente hacia lo que ocurre en el exterior. Aunque fue bienvenido en Stories Untold, aquí no se siente como algo extraño, y se siente mejor ver la experiencia de corrido.

Como si fuera una película

El misterio emerge con la aparición de la doctora Fisher en nuestra pantalla, tratando de reconectar a SAM luego de que algo los dejara en órbita dando vueltas, sin saber la ubicación exacta debido a la falta de sistemas activos para verificarla. La IA vuelve a la vida, y lo primero que presenciamos es cómo la astronauta te pide que actives el procedimiento de reconocimiento de voz. Algo curioso que ocurrió es que este falló la primera vez. El reconocimiento de voz es medido con una barra que se mueve encima de la grabación y que acepta o deniega el acceso. Al segundo intento, se da como correcto. Pero desde entonces, la duda sobre quién es la persona enfrente nuestro se instala en nuestro cerebros. Y, por consecuente, en nuestra base de datos.

Es difícil hablar de la historia, prácticamente el componente central del juego, sin entrar en territorio de spoilers.

Por momentos, todo nos hace sentirnos en una película. Una que requerirá de más interacción de la que podemos hacer normalmente en el cine, claro, pero la sensación se conserva. Los desarrollados llaman a Observation un “thriller de ciencia ficción”, y es probablemente la mejor forma de describir la experiencia sin entrar en muchos detalles de lo que te espera.

Tal como en Stories Untold, todo lo que hagamos en el juego se resume en buscar objetos de interés, pistas y soluciones a puzzles, e interactuar con menúes para lograr diferentes resultados. Pero las cosas cambian en Observation. Al estar en un rol secundario, asistiendo a la doctora Fisher (quien, en otro videojuego, sería la protagonista de la historia), estamos a la merced de lo que ella nos pida. Y lo que para nosotros puede parecer tan simple como abrir una puerta, requerirá de varias acciones para completarlo, muchas veces en momentos críticos donde debemos actuar rápido.

Hay varias formas de lograr esto. Lo primero que vemos, y lo que será nuestra perspectiva principal, es a través de cámaras de seguridad instaladas en cada habitación de la estación. Podemos elegir cuál de ellas utilizar, y hay un mapa extenso (y detallado al mínimo detalle) de cada uno de los rincones del lugar. Movernos para revisar un accidente o analizar un objeto en particular nos lleva una cuestión de segundos, pero hay pasos a tener en cuenta dependiendo de lo que nos pidan. Por ejemplo, a veces la doctora querrá un escaneo de algo en particular. Una vez que lo tengamos, podemos presionar L2 en el joystick, y así SAM nos mostrará los objetos de interés resaltados. Recién allí, SAM le dirá a la doctora la respuesta que buscaba, y volveremos a estar a la merced de sus órdenes.

A la merced de Fisher

Si puzzles es lo que buscas, entonces puzzles encontrarás, y en abundancia. Incluso durante la primera hora del juego, no es para nada difícil ver varias pantallas para absolutamente todo. Pero cada una está diseñada de una forma casi perfecta, brindando detalles y, por sobre todo, un estilo único a la anterior y a la próxima. Observation hace un gran trabajo en meterte dentro de este mundo. Ya sea por los efectos visuales como estas pequeñas pantallas. La immersión no tarda en llegar en lo absoluto.

Estar en las manos de SAM es fascinante y es una de las mejores cosas del juego.

Estar en las manos (o los cables?) de SAM es fascinante y es una de las mejores cosas del juego. Poco a poco iremos descubriendo la estación, la historia detrás de Fisher y su tripulación, y a usar todoan nuestra disposición para movernos por el lugar. Desde crear conexiones con laptops para recuperar audios o notas de texto del pasado, hasta una especie de dron que nos permite llegar a lugares donde no hay electricidad o cámaras. Sin dudas no hubo falta de imaginación por parte de los desarrolladores, pero acostumbrarse a Observation lleva tiempo. Un problema particular que también tuve en Stories Untold por momentos, es que a veces esta immersión a través de un relato de terror es interrumpida por quedarnos atascados con un puzzle, sin saber cuál puede ser la solución, o siquiera la forma correcta de manipular un objeto.

Pero si logras pasar estos problemas, Observation es una de las historias más interesantes que vimos este año, lo cual se debe a una perspectiva original con muchos detalles de por medio.

Recomendaciones del editor