Guía Pokémon Sun y Moon: cómo criar pokémon competitivos

Descubrir cómo funciona cada sistema de crianza en los juegos de Pokémon puede ser divertido, pero también algo difícil. La introducción del sistema de crianza en Pokémon ha creado una nueva forma para los jugadores de interactuar con sus adorables criaturas. Criar pokémon no es tan difícil, pero dominar la forma correcta de hacerlo sí lo es.

Dominar este sistema puede tomar tiempo, pero hay algunos beneficios al hacerlo. La principal razón por la que deberías dominar el sistema de crianza de Pokémon es porque puedes conseguir las mejores estadísticas para tu pokémon. Hay varios sistemas semiescondidos dentro del sistema global que pueden producir algunos de los mejores pokémon. Además, es más fácil nivelar pokémon recién nacidos que aquellos que son salvajes, lo que facilita que tengas los pokémon más fuertes, rápidos y poderosos posibles.

El sistema de crianza puede consumir mucho tiempo y puede ser frustrantemente arbitrario, pero hacerlo de manera estratégica es necesario para el éxito en el juego. Al final, un pokémon recién nacido hace el que el proceso tenga sus recompensas. Aquí tienes todo lo que necesitas saber para criar pokémon en Pokémon Sun y Moon.

Por qué criar pokémon

El proceso de crianza es necesario para los jugadores competitivos debido a un antiguo dato sobre Pokémon. Todos los pokémon, incluso si son de la misma especie, nivel, género y naturaleza, tendrán diferentes estadísticas a las de sus pares. Esto se debe a la función llamada Valores Individuales o “IVs”.

Los IVs son como el ADN de los pokémon. Van desde cero a 31 y hay uno para cada estadística. Los IVs determinan cómo se ven las estadísticas de un pokémon, altas o bajas. Una vez que hayas incubado 20 huevos, puedes hablar con un personaje en el vestíbulo del Árbol de Combate en la isla Poni, para obtener la habilidad de verificar fácilmente los IV de cualquier pokémon, se trata de una característica nueva en Pokémon Sun y Moon.

Los pokémon atrapados en entornos salvajes usualmente tienen IVs aleatorios, pero los nacidos de huevos heredan algunos IVs de sus padres, funcionan como la genética. Por esa razón debes criar, para conseguir pokémon perfectamente competitivos. Al criar selectivamente a lo largo de varias generaciones, puedes obtener las estadísticas más altas posibles para tus pokémon.

Esto no tiene ninguna importancia cuando juegas la historia de un juego de Pokémon, más allá de derrotar a la Elite Four. Eso es porque en el juego, simplemente puedes nivelar a tus pokémon por encima de los niveles de tus oponentes y obtener una ventaja inmejorable (sin mencionar que la mayoría de los jugadores son más inteligentes que los oponentes controlados por el juego). Pero en el modo en línea competitivo, los pokémon están al mismo nivel y aquellos que no tienen un perfecto IV tienen serias desventajas.

Cómo funciona la crianza

Puede parecer complicado, pero hay reglas concretas respecto a la crianza y todo tiene sentido al final.

Cuando dejas dos pokemón en la guardería, eventualmente harán un huevo, si es que están en el mismo grupo de huevos. Ten en cuenta que no es necesario que sean del mismo tipo o especie de pokémon, solo tiene que ser el mismo grupo de huevos. Busca a un pokémon en Serebii (un gran recurso del juego ya que es como un Pokédex virtual) para averiguar en qué grupo de huevos está. Debes considerar que cualquier pokémon puede reproducirse con Ditto, lo cual es importante.

Gracias a los grupos de huevos, un Dratini y un Magikarp felizmente pueden hacer huevos juntos y el pokémon que sea hembra determina qué sale de esos huevos. Sin embargo, cualquier género puede aparearse con Ditto y el pokémon que no es Ditto determina la especie de las crías (o sea que no puedes incubar un Ditto).

Si los padres en la guardería no tienen ningún objeto, los pokémon que nacen de sus huevos tendrán una naturaleza aleatoria, mientras que el pokémon hembra tiene una mayor probabilidad de transmitir su habilidad si los padres tienen habilidades diferentes.

Las estadísticas de los pokémon incubados también serán medio aleatorias: tres de sus seis estadísticas se trasmitirán de los padres, mientras que las otras tres se determinarán de manera aleatoria. Sin embargo, hay elementos que puedes usar para ajustar estas probabilidades, las cuales analizaremos en la siguiente sección.

Esos son los fundamentos de la crianza en Pokémon, ahora veamos cuál es la mejor manera de utilizarlos.

Cómo criar a los mejores pokémon

El factor más importante al criar pokémon son los objetos que los padres poseen:

  • Objetos recios: Estos aseguran que se trasmita una estadística específica (o, si ambos padres tienen una, dan una mayor probabilidad de que se trasmitan las dos estadísticas específicas). Estos incluyen Pesa recia, Franja recia, Banda recia, Cinto recio, Brazal recio y Lente recia, cada uno correspondiendo a una estadística diferente. Estos se pueden comprar en la Cúpula Batalla.
  • Piedra eterna: Cuando un pokémon en batalla tiene una Piedra eterna, nunca evolucionará, pero cuando un pokémon cría tiene una, asegura que el pokémon eclosionado tenga la misma naturaleza que el padre. Se pueden encontrar en algunos pokémon salvajes comunes.
  • Lazo destino: La función de reproducción del Lazo destino cambió las reglas del juego cuando se introdujo en Pokémon X e Y, haciendo que fuera mucho más fácil reproducir de manera efectiva, y permanece siendo crucial en la actualidad. Asegura que no tres, sino cinco de las estadísticas sean heredadas de sus padres. También se puede comprar en la Cúpula Batalla.

Hay otros dos elementos importantes que debes asegurarte de tener:

  • Amuleto Oval: Consigue este objeto de un personaje en el Centro de Investigaciones Dimensionales de Ciudad Kantai (Heahea City) después de vencer a la Elite Four. Esto hace que los pokémon de la guardería produzcan huevos con más frecuencia.
  • Cuerpo llama: Mantén a un pokémon con esta habilidad (como Talonflame) en tu partida y los huevos incubarán más rápido.

El Lazo destino es el objeto más importante en la reproducción de los pokémon, porque elimina casi toda la aleatoriedad (cinco de seis, de hecho). La mayoría de los pokémon competitivos solo necesitan cinco IV perfectos para ser viables, ya que la mayor parte de los pokémon solo utilizan una estadística de ataque (ya sea de ataque o de ataque especial), entonces la estadística de ataque que no se usa no importa. Si los padres que estás criando tienen las cinco estadísticas perfectas que estás buscando entre ellos, el Lazo destino ofrece una buena posibilidad de que se trasmitan las cinco.

Captura al Ditto perfecto para la mejor reproducción

Antes de que llegues a ese punto, probablemente necesites ir a través de varias generaciones de huevos y padres. Una cosa que puede ayudar mucho es atrapar a Ditto con sus IVs perfectos, lo cual es más fácil que nunca en Pokémon Sun y Moon gracias a una nueva función llamada “cadena de aliados”.

Existe una guía en Reddit (en inglés) que explica exactamente cómo hacer esto, pero lo esencial es que encuentres un Ditto salvaje, hagas que baje su salud y luego mantenlo vivo mientras “pide ayuda”. Cada vez que llama a otro Ditto para ayudarle debes derrotar al nuevo Ditto. Debes repetir este proceso hasta que haya llamado a 40 o más. Después, derrotas al Ditto original y atrapas al Ditto más reciente que convocó. Después de una cadena de 40 pokémon, se garantiza que los recién llegados tengan al menos cuatro IVs perfectos (31).

Tener a Ditto con cuatro estadísticas perfectas te entrega una ventaja al reproducir. Incluso puedes realizar ese proceso más de una vez para tener múltiples Dittos bien dotados, de manera que, sin importar qué estadísticas termines generando, tienes un Ditto con un IV perfecto en esa estadística.

Hablemos hipotéticamente. Estás tratando de reproducir un Mimikyu con un perfecto 31 en HP, ataque, defensa, defensa especial y velocidad, además de una naturaleza “alegre” que aumenta su velocidad y disminuye su ataque especial (la estadística que este Mimikyu, un atacante físico, no necesita).

  1. Consigues un Mimikyu de naturaleza “alegre”, ya sea capturando uno en entornos salvajes usando un pokémon que tiene la capacidad de “sincronizar” y una naturaleza “alegre”, criando una Mimikyu femenina con un pokémon macho “alegre” en el mismo grupo de huevos teniendo una Piedra eterna, o eclosionando Mimikyus al azar hasta que consigas uno de naturaleza “alegre”.
  2. Dale la Piedra eterna al Mimikyu “alegre” y reprodúcelo con un Ditto con cuatro de las IVs que quieres mantener teniendo un Lazo destino.
  3. Cada vez que incubes un nuevo Mimikyu con mejores IVs que el que ya estás incubando, cámbialo para reproducirlo con el Ditto.
  4. Finalmente, obtendrás un Mimikyu con suficientes estadísticas perfectas que puedes intercambiar en otro Ditto, o criar dos de los Mimikyus juntos, siempre que los dos pokémon entre ellos tengan los IVs que quieres trasmitir.

Al final tendrás un Mimikyu con la naturaleza y los cinco IVs perfectos que quieras, incluso si toma horas o incluso días correr en círculos con Tauros para incubar huevos. (Mientras tanto, puedes enviar todos los descartados al Intercambio Prodigioso.)

Otros beneficios de criar pokémon

Hay otros beneficios al criar pokémon además de obtener los IVs y la naturaleza que quieres.

Por ejemplo, muchos pokémon tienen especiales “movimientos huevos”, ataques que solo pueden aprender al reproducirse con pokémon de diferentes especies (posiblemente gracias a los grupos de huevos). ¿Quieres un Tyranitar con el movimiento Dragon Dance? No te culpamos, pero tendrás que reproducir una femenina con un Haxorus macho, que ya conoce el movimiento.

Ese es solo un ejemplo, pero existen incontables combinaciones. Esto complica el proceso significativamente, pero vale la pena sorprender a los oponentes con avanzadas estrategias.

También puedes usar la crianza para trasmitir raras “habilidades ocultas”, si es que encuentras un pokémon con una. La forma más fácil de conseguirlo es con la “cadena de aliados”, lo que hace que los pokémon con habilidades ocultas tengas más probabilidad de aparecer. Estas habilidades a veces son mejores que las habilidades normales de los pokémon, como Venusaur, cuyas habilidades ocultas doblan su estadística de velocidad en batalla en un clima “soleado”. Serebii, como siempre, es un buen lugar para buscar estas habilidades.

(Si terminas con un pokémon que tiene estadísticas perfectas pero la habilidad incorrecta, puedes comprar un objeto costoso llamado Cápsula habilidad para cambiarla. Nunca la cambiará a una habilidad oculta, así que la “cadena de aliados” es el camino a seguir para eso.)

Es importante considerar que los IVs pueden ser artificialmente manipulados en Pokémon Sun y Moon en el Entrenamiento extremo en el centro comercial de la Ciudad Hauoli. Intercambia tapas de botellas y podrás aumentar los niveles actuales de los IVs de los pokémon. Sin embargo, estas mejoras solo se aplican en batalla y no mientras estén en reproducción, así que los pokémon que hayan aumentado sus IVs a través del Entrenamiento extremo seguirán trasmitiendo sus IVs originales si se usan para crear huevos.

A pesar de que hayas reproducido al pokémon perfecto, aún hay mucho por hacer antes de que comiences a competir en batallas, pero al menos ya conoces el primer proceso.

Y recuerda, como nadie sabe cómo se hacen los huevos de pokémon, definitivamente no es nada desagradable reproducir continuamente pokémon recién nacidos con sus propios padres para buscar los genes perfectos. No, para nada asqueroso.

Recomendaciones del editor