DT en Español podría recibir una comisión si compras un producto desde el sitio

El curioso caso de Doom, el juego que funciona en casi todos los dispositivos

Hace poco se reveló que el clásico juego de disparos Doom también se puede jugar en Twitter. Por medio de comandos, que se deben enviar como tuit a la cuenta Tweet2Doom, es posible jugar este título en pequeños clips de video que devuelve el bot. La misma cuenta entregó un tutorial sobre cómo escribir un tuit para que el bot reemplace las entradas del teclado en controles para jugar.

Y bueno, este método se suma a la diversa lista de plataformas donde se puede jugar Doom, ya que este título tiene la fama de ser ejecutable en muchos dispositivos. Tanto así que incluso se ha transformado en una especie de meme y una broma interna en la comunidad gamer; en internet la gente bromea con jugar Doom en un microondas o en una prueba de embarazo. Y por más insólito que parezca, el juego realmente se puede ejecutar allí.

Doom se puede jugar en una infinidad de dispositivos electrónicos, desde teléfonos y reproductores MP3 hasta impresoras, refrigeradores y pantallas de aviones.

Doom

Doom es uno de los títulos más importantes en la historia de los videojuegos. Junto con su predecesor, Wolfenstein 3D, definió el género de los juegos de disparos en primera persona e inspiró a un montón de otros títulos que le siguieron. Además, el juego fue pionero en una serie de avances de la industria: la distribución en línea, el uso de los gráficos 3D, el modo multijugador en red y el soporte para mods.

El título original se lanzó en 1993 para MS-DOS y fue tan popular que incluso fue instalado en varias oficinas de trabajo. De hecho, se convirtió en un problema para ese entorno, porque además de distraer a los empleados obstruía la red informática con el tráfico causado por las partidas tipo Deathmatch y las descargas. Algunas empresas incluso tuvieron que prohibir el juego.

El éxito era inmenso, así que el juego fue llevado a otras plataformas. Desde la versión original de MS-DOS, el juego ha estado disponible en varios sistemas operativos, consolas y otros dispositivos. Algunas versiones son réplicas de la primera edición, pero hay otras diferentes que incluyen modificaciones en los diseños de niveles, en los monstruos y en el motor del juego, además de integrar contenido adicional.

En gran parte, es compatible con otros dispositivos porque el estudio detrás, id Software, así lo quiso. Después del éxito de Wolfenstein 3D, la compañía encontró que portar un juego diseñado para MS-DOS a otras plataformas era excesivamente agotador, así que decidió que su próximo juego debería ser más flexible en su código.

Fue así como en 1997 id Software lanzó el código fuente de Doom al público. Desde ese momento, los seguidores del juego han tratado de hacer que este sea ejecutable en los dispositivos más inusuales. La posibilidad de intervenir el código fuente y los mods son lo que ha mantenido a Doom con vida después de décadas.

¿En qué dispositivos se puede jugar Doom?

En casi todos. Hay una serie de dispositivos electrónicos avanzados que han podido ejecutar Doom, como un Apple Watch. Esta es una de las piezas tecnológicas más versátiles, ya permite gestionar las llamadas y seguir la actividad física sin la necesidad de sacar el teléfono. Entonces, era solo cuestión de tiempo que alguien intentara ejecutar el título en un dispositivo tan avanzado.

Ese fue el resultado de una hackathon de 10 horas, la cual se realizó en 2015 en las oficinas de Facebook en Tel Aviv. Era impresionante que un juego clásico se pudiera jugar en un reloj, pero en realidad, al no tener botones, no era la mejor manera.

También ha sido posible ejecutar Doom en una nevera. Richard Mallard consiguió jugar Doom Eternal de 2020 en su refrigerador Samsung Family Hub Smart. ¿Cómo? Mediante el servicio Xbox Game Pass para hacer un streaming del juego en el refrigerador. Este es básicamente una nevera con una gran tableta en la puerta, así que lo que hizo Mallard fue transmitir el juego desde su teléfono Samsung (que es compatible con Xbox Game Pass Ultimate) a la puerta del refrigerador a través de la aplicación Samsung Smart View.

También hay dispositivos un poco más antiguos que sorprendentemente han sido capaces de ejecutar Doom. En 2016, Clint Basinger del canal LGR logró instalar una copia del videojuego original en una cámara digital Kodak, que no es mucho más joven que el juego en sí; la Kodak DC260 se lanzó en 1998. Lo genial es que esta también contaba con una salida de TV, así que permitía conectar el dispositivo a una pantalla más grande.

Y de manera más increíble, existió un port de Doom para una impresora, que en realidad fue parte de un experimento de 2014 centrado en las vulnerabilidades en la seguridad de las impresoras inalámbricas.

El experimento se hizo con una impresora Canon PIXMA, la cual fue modificada para ejecutar Doom. Como no era necesario ingresar un nombre de usuario y contraseña para acceder a la interfaz del dispositivo, el investigador de seguridad Michael Jordon usó ese descuido para que la impresora ejecutara un código externo y probar su punto.

También existen dispositivos que los fanáticos jamás imaginaron que podrían ejecutar el juego, como un cajero automático. En 2014, un equipo de australianos modificó un cajero automático para jugar Doom por medio de los controles integrados. En ese tiempo los cajeros automáticos como ese funcionaban con Windows XP, así que ejecutar el juego allí no era tan complicado.

Sin embargo, era una hazaña que sí requería piezas personalizadas, incluyendo una placa de circuito que permitiera reasignar los botones al costado de la pantalla. Es así como las opciones de dinero de $10 o $20 dólares fueron intercambiadas por la opción de pistola o escopeta para matar demonios.

Asimismo, existen otros ejemplos igual de insólitos, imprácticos y ridículos que prueban que Doom se puede jugar en casi todo, como en la Touch Bar de las MacBook. Por más genial que luzca este port, se trata de una versión que parece tener una relación de aspecto de 100:10, por lo que es totalmente incómodo de jugar con esa pantalla tan alargada.

Finalmente, tenemos el caso de la prueba de embarazo, que es probablemente el que más ha llamado la atención de la comunidad gamer. Es que reproducir un juego en esa pantalla monocromática tan pequeña de 128 x 32 pixeles parecía algo imposible, pero en 2020 se logró.

Yesterday I had a lot of retweets and reddit posts and such for playing Doom on a pregnancy test.
But as I explained then, it wasn't really PLAYING on a pregnancy test, it was just a video being played back, not an interactive game.

Well, now it is. It's Pregnancy Test Doom! pic.twitter.com/Nrjyq07EVv

— foone (@Foone) September 7, 2020

El programador Foone Turing tuvo que reemplazar la CPU existente y la pantalla LED por una OLED, ya que la prueba de embarazo no podía ejecutar el juego tal como estaba. Sin embargo, logró que este corriera en la carcasa que quedaba al controlar el juego con un teclado. Claramente no parece la mejor manera para jugar Doom, pero tiene el mérito de ser el dispositivo más extraño capaz de hacer que funcione el juego de disparos.

En el pasado, casi no había computadoras que no tuvieran instalado Doom, y hoy casi no existe un dispositivo que no pueda aguantar el poder de este clásico. Y lo mejor es que esto no tiene pinta de detenerse, mientras los jugadores sigan intentando llevar el juego a más plataformas curiosas, Doom será eterno.

Recomendaciones del editor