La relación entre los tiburones y el campo magnético de la Tierra

Los tiburones, como muchas otras especies, migran durante los cambios de estaciones hacia lugares más benévolos para su desarrollo y supervivencia. Pero, ¿qué tiene que ver el campo magnético de la Tierra en esto?

Un estudio reciente de la Asociación Nacional Oceanográfica y Atmosférica, la Fundación Save Our Seas —líder del proyecto— y el Laboratorio Costero y Marino de la Universidad Estatal de Florida determinó que los escualos, al igual que las tortugas marinas, se guían a través de los mares con el magnetismo terrestre como radar.

“Esta investigación apoya la teoría de que utilizan el campo magnético de la Tierra para ayudarles a encontrar su camino; es el GPS de la naturaleza”, comentó la investigación.

El doctor Bryan Keller, líder del proyecto, comentó que para hacer las comprobaciones utilizó una especie más pequeña de tiburones, los cabeza de pala (Sphyrna tiburo).

“El cabeza de pala vuelve a los mismos estuarios cada año. Esto demuestra que los tiburones saben dónde está su ‘hogar’ y pueden volver a él desde un lugar lejano”, dijo Keller.

Tiburón

Para medir el tema del campo magnético de la Tierra como brújula, los investigadores usaron magnetismo en los cabeza de pala en sus etapas migratorias para determinar cómo esto afecta su desplazamiento.

“Si los tiburones obtienen información posicional del campo geomagnético, los investigadores predijeron la orientación hacia el norte en el campo magnético sur y la orientación hacia el sur en el campo magnético del norte, ya que los escualos intentaron compensar su desplazamiento percibido. Predijeron ninguna preferencia de orientación cuando los tiburones estaban expuestos al campo magnético que coincidía con su sitio de captura. Y resultó, los tiburones actuaron como habían predicho cuando fueron expuestos a campos dentro de su área de distribución natural”, sostiene el estudio.

“¿Qué tan genial es que un tiburón pueda nadar 20,000 kilómetros de ida y vuelta en un océano tridimensional y volver al mismo sitio? —Keller preguntó—. Realmente es alucinante. En un mundo donde la gente usa GPS para navegar por casi todas partes, esta habilidad es verdaderamente notable”.

Recomendaciones del editor