Las hormigas forman vínculos al vomitar en la boca de las demás

Según una investigación de la Universidad de Friburgo, en Suiza, las hormigas tienen redes sociales y se intercambian información a través del vómito.

De acuerdo con el trabajo, en el caso de los insectos el contenido del intestino anterior está destinado a ser compartido, y las hormigas lo hacen al vomitar en la boca de las demás.

La acción de regurgitar comida en la boca de otro organismo (lo que se conoce como trofalaxis) es muy común en las especies sociales como las hormigas.

Durante este procedimiento, los nutrientes y las proteínas pasan del estómago de un individuo al de otro. Mediante este intercambio, las hormigas establecen un sistema circulatorio social que vincula a cada miembro de la colonia con los demás.

Una hormiga roja. Mención honorífica. Dr. Fred Terveer

Según el estudio, las hormigas carpinteras (Camponotus) se pasan constantemente nutrientes de esta forma. De hecho, los científicos señalan que si se observa una colonia en apenas un minuto se pueden ver al menos 20 de estos eventos de trofalaxis.

“Hace unos cinco años publicamos un artículo en el que caracterizábamos el hecho de que cuando las hormigas hacen trofalaxis no solo están pasando comida externa, también pasan hormonas, señales de reconocimiento de compañeros de nido, pequeños ARN y todo tipo de cosas”, explicó la investigadora Adria LeBoeuf en un artículo de LiveScience.

De esta manera, al vomitar en la boca de las demás las hormigas no solo intercambian nutrientes, también crean una red social en la que la energía y la información circulan constantemente por la colonia para que sea recogida por aquellos individuos que necesitan estos recursos.

“Ahora sabemos que las cosas se producen en ciertos individuos y acaban en otros, lo cual es superemocionante”, agregó LeBoeuf.

Recomendaciones del editor