La historia tras el video modificado de Joe Biden en Twitter

Una particular situación se vivió el fin de semana del 8 de marzo en Twitter, ya que la red social etiquetó por primera vez como manipulado un video, la particularidad es que correspondía a un discurso del candidato demócrata a la Casa Blanca, Joe Biden.

La historia fue dejada en evidencia cuando  fue compartido por el director de redes sociales de la Casa Blanca Dan Scavino y retuiteado por el presidente Donald Trump, y la periodista de tecnología del Washington Post, Cat Zakrzewski, lo hizo evidente en su propio timeline.

La periodista además explicó que “La advertencia no se muestra en los detalles del Tweet en este momento, pero está en las líneas de tiempo de las personas. La compañía está trabajando en una solución”.

Eso sí Twitter admitió que etiquetó el video como manipulado. La portavoz de Twitter, Catherine Hill, confirmó al sitio The Verge en un correo electrónico que “este Tweet fue procesado en base a nuestra política de Medios Sintéticos y Manipulados“.

En esta política que comenzó a hacerse efectiva el 5 de marzo, la red social establece claramente los parámetros para etiquetar un video como manipulado:

  • si el contenido ha sido editado sustancialmente de una manera que altera fundamentalmente su composición, secuencia, tiempo o encuadre;
  • cualquier información visual o auditiva (como nuevos cuadros de video, audio sobregrabado o subtítulos modificados) que se haya agregado o eliminado; y
  • si los medios que representan a una persona real han sido fabricados o simulados.
video manipulado biden

Sin embargo, en la trinchera del ex vicepresidente de Barack Obama quisieron ahondar en este video, y en una declaración a CNN, el gerente de campaña de Biden, Greg Schultz, respondió con una declaración en la que criticaba a Facebook por no tomar medidas similares, según lo informado por Sarah Mucha de CNN.

“Vivimos en una era de desinformación cada vez más desenfrenada, y solo hay dos formas de abordar esta fuerza tóxica que está corroyendo nuestra democracia: de manera responsable y de una manera que sirva al público, o de manera irresponsable y egoísta. La mala conducta de Facebook cuando se trata de tráfico de información falsa descaradamente falsa es una crisis nacional a este respecto. También es un acto desmesurado de poner las ganancias por encima no solo de nuestro país, sino de todos los países. Facebook no lo dice, pero es evidente para todos los que han examinado su conducta y sus políticas: se preocupan ante todo por el dinero y, con ese fin, están dispuestos a servir como uno de los medios más efectivos del mundo para la difusión de viles mentiras. Eso es repugnante, y debería llamarse por lo que es. Su comportamiento poco ético no es aceptable y debe cambiar”, manifestó.

Recomendaciones del editor