¿COVID-19 menos letal que la gripe? Donald Trump, otra vez

Un polémico regreso tuvo el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, luego de que el lunes 5 de octubre abandonara el Hospital Militar Walter Reed, donde permaneció internado durante tres días tras contagiarse de COVID-19.

Facebook eliminó una publicación en la que Trump afirmaba que el COVID-19 era «menos letal» que la influenza estacional, mientras que Twitter escondió el mismo mensaje por «difundir información engañosa y potencialmente dañina».

«Eliminamos la información incorrecta sobre la gravedad de COVID-19 y ahora hemos eliminado esta publicación», dijo Andy Stone, gerente de comunicaciones de políticas en Facebook.

Qué dicen las cifras

Trump con logos de Twitter y Facebook
Getty Images/Digital Trends Graphic

Un reporte de la Organización Mundial de la Salud (OMS) fechado en marzo de 2020 dice que la mortalidad por COVID-19 es más alta que la de la influenza, especialmente la estacional.

Los datos disponibles indicaban que la tasa bruta de mortalidad (el número de muertes reportadas dividido por los casos reportados) se ubica entre el 3 y 4 por ciento.

En el caso de la influenza estacional, la mortalidad suele estar muy por debajo del 0,1 por ciento.

En la misma línea, un informe de la Universidad Johns Hopkins indicaba que en todo el mundo se han registrado 1,044,882 muertes. En tanto, la OMS estima que entre 290,000 y 650,000 personas mueren cada año por causas relacionadas con la gripe en todo el mundo.

“Los médicos y científicos están trabajando para estimar la tasa de mortalidad de COVID-19, pero en la actualidad, se cree que es sustancialmente más alta (posiblemente 10 veces o más) que la de la mayoría de las cepas de la gripe”, dijo la Universidad Johns Hopkins.

Otras similitudes y diferencias

Según la OMS, tanto la influenza como el coronavirus provocan enfermedades respiratorias, con distintos niveles de gravedad: desde personas asintomáticas hasta incluso provocar la muerte.

Otra semejanza es la vía de transmisión: contacto, gotitas y fómites. De esta forma, las medidas de prevención –como lavado de manos o cubrirse la boca- son similares para los dos virus.

Sin embargo, la influenza se distingue del coronavirus por la velocidad de transmisión.

La influenza tiene un período de incubación, desde la infección hasta la aparición de los síntomas, y un intervalo de serie más corto que el SARS-CoV-2. Esto significa que la influenza se puede propagar más rápido que el COVID-19.

Recomendaciones del editor