La inauguración de Tokio 2020 iba a ser un edén geek

La inauguración de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 iba a ser una especie de edén audiovisual para los fanáticos de la cultura pop japonesa, con Mario Bros. y Akira como estandartes de los videojuegos y el anime, dos de los productos japoneses más influyentes en todo el mundo.

Una imagen del creador de "Akira" Katsuhiro Otomo

El portal Kotaku cuenta que, según un reporte publicado por la revista de periodismo de investigación Shukan Bunshun, el Comité Organizador trabajó en una propuesta hecha por la famosa coreógrafa Mikiko, que incluía la participación de la famosa motocicleta de Kaneda en la película Akira y una representación del Super Mario versión 8 bits.

Según la investigación de la revista, el Comité Olímpico Internacional quedó encantado con la propuesta. Probablemente, todo el mundo también lo estaría.

Sin embargo, la propuesta habría sido desechada cuando el Comité Organizador de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 dio la dirección creativa del evento a Hiroshi Sasaki, quien instituyó sus propias ideas y más tarde tuvo que renunciar al cargo por una sugerencia despectiva que hizo a la comediante Naomi Watanabe.

La comediante dijo en un video en YouTube que la propuesta de Mikiko era “realmente genial” y tan conmovedora que le puso la piel de gallina, por lo que se sintió extrañada cuando Sasaki le propuso un plan muy diferente al de la coreógrafa.

La inauguración de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 está prevista para el 23 de julio, sin embargo, la justa deportiva ha enfrentado varios cambios en su calendario por las restricciones derivadas por la pandemia de COVID-19.

En el pasado, Japón ha hecho referencia al anime y los videojuegos en eventos internacionales. En 2016, durante la clausura de los Juegos Olímpicos de Verano, el primer ministro Shinzo Abe apareció con la gorra de Mario Bros, mientras que en el Mundial de la FIFA de 2014 la Selección de Japón posó junto al pokémon Pikachu.

Recomendaciones del editor