Cómo descalcificar la cafetera Keurig para que siempre funcione bien

¿Qué solución usar y cada cuánto tiempo?Así debes descalcificar la cafetera

descalcificar la cafetera

No nos extraña que hayas sucumbido a los encantos de las máquinas de café Keurig, independientemente del modelo que hayas comprado. Su facilidad y comodidad de uso te enganchan igual que su rico café. Pero la cal del agua puede provocar daños en tu máquina y en el proceso de elaboración. Así que cuidarla es una obligación si quieres prevenir o solucionar estos problemas: en este artículo te enseñamos a descalcificar la cafetera paso a paso.

Los temidos síntomas de calcificación en tu Keurig son inconfundibles: vertidos más lentos, ajustes que ya no funcionan, cúmulos apestosos y media taza de café cuando realmente necesitabas una taza llena. La incrustación se produce cuando los depósitos duros del agua, la cual contiene muchos minerales, se adhieren al interior de la Keurig, obstruyendo gradualmente sus tubos (lo mismo puede ocurrir con tus tuberías). Las máquinas Keurig más avanzadas a menudo te dirán cuándo es el momento de descalcificar, pero generalmente es una buena idea hacerlo al menos cada seis meses si utilizas agua corriente.

Nota: se trata específicamente de la descalcificación. Si deseas realizar una limpieza a fondo de una Keurig sucia, consulta nuestra guía sobre cómo hacerlo.

Paso 1: prepara tu Keurig

descalcificar la cafetera

Vacía tu Keurig y luego despeja un fregadero cercano para disponer de mucho espacio. Vierte el agua que quede en el depósito por el desagüe y asegúrate de que no queden cápsulas dentro de la cafetera. Debes utilizar una taza grande para el vaciado, y asegúrate de que nadie va a necesitar hacer café en las siguientes horas.

Paso 2: prepara tu descalcificador

descalcificar la cafetera

Ahora necesitas un descalcificador ácido que pase a través de tu cafetera para que pueda romper los depósitos de cal. Hay dos opciones populares de descalcificación, cada una con ventajas e inconvenientes.

Solución desincrustante Keurig: Keurig vende su propia solución descalcificadora que se puede comprar por un precio de entre $7 y $15 dólares, y dura para un uso. Es una opción fácil que no requiere mucho esfuerzo y que, por lo visto, se deshace de la cal. Pero según los comentarios de los clientes sobre el producto, la solución tiende a tener un olor cítrico que puede ser muy difícil de eliminar, e incluso puede afectar el sabor de tu café.

Vinagre blanco: el vinagre blanco es muy barato, fácil de conseguir y funciona muy bien con la cal. Necesitarás al menos varias tazas para una buena limpieza, lo que significa que tendrás que salir y comprar alguna botella más específicamente para esta tarea. Además, es vinagre, lo que significa que tu cocina puede apestar a vinagre durante un rato.

Si utilizas la solución Keurig, deberás vaciar toda la botella en el depósito y luego llenar el resto con agua limpia. Con el vinagre blanco, tendrás que llenar el depósito con una mitad de vinagre y la otra de agua (o posiblemente incluso más vinagre que agua para un trabajo de descalcificación realmente difícil).

Paso 3: pasar el descalcificador por la Keurig

descalcificar la cafetera

Pon en tu Keurig una taza de café normal y llénala (puedes optar por una más grande si tienes un termo cerca, pero la típica taza funciona mejor. De nuevo, asegúrate de que no hay ninguna cápsula dentro. Haz pasar la solución descalcificadora y espera a que la taza se llene.

Si tu Keurig tiene un problema con la cal, es posible que no puedas llenar un vaso completamente incluso en la posición correcta. Está bien, la solución tarda un poco de tiempo en funcionar. Continúa llenando taza tras taza y viértelas por el desagüe. Si utilizaste la solución de vinagre blanco, va a empezar a oler fuerte, pero resiste y sigue hasta que el depósito esté vacío.

Al final, el agua debería estar vertiéndose más suavemente y llenando las tazas con un poco más de facilidad. Si no notas ninguna mejora en absoluto, es posible que desees llenar el depósito con más solución y repetir todo el proceso, solo para asegurarte de la descalcificación completa.

Paso 4: aclara la Keurig con agua dulce

descalcificar la cafetera

Deja tu Keurig en reposo (aún encendida) por un tiempo (alrededor de 30 minutos). Esto da tiempo para que el ácido descomponga la cal restante dentro de la cafetera. Ahora, limpia cuidadosamente el depósito y el interior para eliminar todo rastro de vinagre o solución. Cuando termine, llena el depósito con agua limpia y fresca. Es hora de eliminar toda la solución de descalcificación del sistema.

Una vez más, configura la Keurig para llenar una taza y deja correr el agua taza tras taza a través de la cafetera. Si tienes la opción de configurar una jarra, puedes usarla para acelerar un poco el proceso. Una vez que el depósito de agua esté vacío, llénalo de nuevo y repite el proceso. Se necesitarán al menos dos depósitos completos de agua para limpiar tu Keurig, así que prepárate para deshacerte de mucha agua.

En este punto, es posible que desees realizar una prueba de sabor para ver si quedan restos de desincrustante en el agua. No tengas miedo de aclararla unas cuantas veces más, ya que el aclarado nunca puede ser demasiado minucioso.

Cómo prevenir la acumulación de cal en tu Keurig

descalcificar la cafetera

Generalmente, la cal se forma más fácilmente a partir del agua del grifo. Por eso Keurig sugiere que utilices agua filtrada o embotellada para llenar la cafetera y ayudar así a reducir al mínimo los problemas de incrustaciones. El agua embotellada es una opción costosa, pero puedes considerar comprar un filtro de agua simple para usarlo solo para tu Keurig, si la cal es un problema continuo para ti. Esto ayudará a que tu máquina funcione mejor durante más tiempo, y el precio de un filtro probablemente superará la frustración y las molestias de tener que lidiar con la cal en tu cafetera.

Recomendaciones del editor