Skip to main content

¿Es verdad que Al Rihla, la pelota del mundial, se carga como un celular?

Una de las mayores innovaciones en el Mundial de Qatar 2022 es la pelota con la que se juega el certamen: se trata de Al Rihla, un balón tecnológico, que se carga como un celular.

Hay una imagen que se está haciendo viral en redes sociales, que muestra como varios balones están conectados a cargadores como si fueran teléfonos móviles.

¿Por qué necesita carga la pelota del Mundial?

“Al Rihla”, es una pelota inteligente que cuenta un chip que le permite analizar todos los sucesos del partido. Es por eso que en las últimas horas, se hizo viral una fotografía detrás de un arco en donde se pueden ver a varios esféricos cargándose enchufados a la electricidad.

La imagen, nunca antes vista en una Copa del Mundo, tiene una clara explicación. Para que la pelota de esa edición pueda funcionar, necesita de una batería. Su autonomía es de seis horas cuando está en contacto con el césped de los estadios y de 18 días cuando no recibe ningún estímulo externo.

Gracias al sistema, se puede conocer la ubicación exacta del balón y es más fácil trazar las líneas para señalar que se utiliza en el VAR para detectar un posible fuera de juego. También se puede utilizar para recoger datos de los estímulos que recibe.

Adidas explicó sobre Al Rihla que, “En el partido entre Portugal y Uruguay, utilizando la tecnología de balón conectado que contiene el balón oficial Al Rihla, podemos demostrar definitivamente que no hubo contacto con el balón por parte de Cristiano Ronaldo en el primer gol del partido. No se pudo medir ninguna fuerza externa sobre el balón, como demuestra la ausencia de ‘latidos’ en nuestras mediciones y en el gráfico adjunto. El sensor IMU de 500 Hz situado en el interior del balón nos permite ser muy precisos en nuestro análisis”.

Recomendaciones del editor