Ratón óptico o láser: ¿tienes claro cuál comprar?

Encontrar un mouse que logre el equilibrio perfecto entre sensibilidad y precisión puede parecer casi imposible. Elegir entre un ratón óptico o láser para ti puede ser un desafío, pero afortunadamente podemos ayudarte a decidir cuál necesitas, todo en función de tu presupuesto, la superficie que utilizas y el tipo de actividad que realizas.

Razer Mamba Hyperflux para seleccionar ratón óptico o láser
Razer

Los ratones láser ofrecen una alta sensibilidad, pero tienden a causar temblores. Por otro lado, los ratones ópticos usan tecnología LED con menor sensibilidad, lo que permite un movimiento más preciso.

Primera sorpresa: todos los ratones son ópticos.

Los ratones modernos son básicamente cámaras. Constantemente toman fotos, aunque en lugar de capturar tu rostro, toman imágenes de la superficie debajo de ellos. Estas imágenes no están destinadas a publicarse en las redes sociales, sino que se convierten en datos para rastrear la ubicación actual del periférico en una superficie.

La mano de una persona sobre un mouse

En última instancia, tienes una cámara de baja resolución en la palma de tu mano, también conocida como sensor CMOS. Combinados con dos lentes y una fuente de iluminación, rastrean las coordenadas X e Y del periférico miles de veces por segundo.

Todos los ratones son ópticos, técnicamente, porque toman fotos, que son datos ópticos. Sin embargo, los que se comercializan como modelos ópticos dependen de un LED –infrarrojo o rojo– que proyecta luz sobre una superficie.

Este LED generalmente se monta detrás de una lente en cierto ángulo, que enfoca la iluminación en un haz. Ese haz rebota en la superficie y en el sensor CMOS, a través de la lente de “imagen” que amplía la luz reflejada.

El sensor CMOS recoge la luz y convierte las partículas de luz en una corriente eléctrica. Estos datos analógicos se convierten en 1 y 0, lo que da como resultado más de 10,000 imágenes digitales capturadas por segundo.

Estas imágenes se comparan para generar la ubicación precisa del ratón, y luego los datos finales se envían a la computadora para colocar el cursor cada uno a ocho milisegundos.

En los ratones LED más antiguos, encontrarás el LED apuntando hacia abajo y haciendo brillar un rayo rojo en la superficie que “ve” el sensor. En los más nuevos, la luz LED se proyecta en ángulo, y normalmente no se ve por ser infrarrojo. Esto ayuda al ratón a rastrear tus movimientos en la mayoría de las superficies.

Los ratones láser usan un haz preciso e invisible

Mientras tanto, Logitech se da el crédito de presentar el primer mouse que usó un láser en 2004. Más específicamente, se llama diodo láser emisor de superficie de cavidad vertical (VCSEL, por sus siglas en inglés), que se utiliza en punteros láser, unidades ópticas, lectores de códigos de barras, y más.

La mano de una persona sobre un mouse y la vista parcial de un teclado
Bill Roberson/Digital Trends

Este láser infrarrojo reemplaza el LED infrarrojo/rojo en los modelos “ópticos”, pero no te preocupes. No dañará tus ojos, porque los láseres utilizados por los ratones no son potentes, aun así, no presiones tu suerte y no lo mires fijamente durante minutos. Esto quiere decir que esta fuera del espectro visible, por lo que no verás un molesto resplandor rojo que emana de debajo de tu mouse.

Hubo un tiempo en que se creía que los modelos láser eran muy superiores a las versiones “ópticas”. Sin embargo, con el tiempo, los ratones ópticos han mejorado y ahora funcionan en una variedad de situaciones con un alto grado de precisión.

La superioridad del modelo láser proviene de tener una mayor sensibilidad que los ratones basados ​​en LED. Sin embargo, a menos que seas un gamer de computadora, probablemente esa no sea una característica importante.

Comienza el combate de boxeo

¿Qué ventaja hay entre usar un mouse óptico y uno láser, si la única diferencia es la iluminación? Para empezar, ambos métodos utilizan las irregularidades de una superficie para realizar un seguimiento de la posición del periférico.

La mano de una persona sobre un mouse
Bill Roberson / Tendencias digitales

Un láser puede profundizar en la textura de la superficie sin “quemar” el material. Esto proporciona más información para el sensor CMOS y el procesador dentro del ratón para hacer cálculos y entregarlos a la computadora.

Por ejemplo, aunque el vidrio es transparente, todavía hay irregularidades extremadamente pequeñas que pueden rastrearse con un láser, lo que permite que el ratón se mueva a través de una mesa de vidrio, pero no perfectamente.

Mientras tanto, podríamos colocar el ratón óptico en la misma superficie, y no puede rastrear ningún movimiento. Coloca la superficie de vidrio en un escritorio negro y el ratón óptico aún no puede seguir el movimiento. Retira el cristal y el ratón funcionará bien.

Por supuesto, las posibilidades de que necesites usar un mouse sobre una superficie de vidrio son extremadamente raras, pero ilustra cómo los dos procesos de iluminación difieren en rendimiento.

Un LED rastreará las anomalías encontradas en la capa superior de una superficie, mientras que un láser puede profundizar para desenterrar detalles adicionales sobre la posición.

Los ratones ópticos funcionan mejor en superficies no brillantes y almohadillas de mouse, mientras que un mouse láser puede funcionar en casi cualquier superficie brillante o no brillante.

Precisión contra sensibilidad

El problema con los ratones basados ​​en láser es que pueden ser demasiado precisos, captando información inútil, como las colinas y valles invisibles de una superficie. Esto puede ser problemático cuando se mueve a velocidades más lentas, causando “fluctuaciones” en el cursor en pantalla o lo que se conoce mejor como aceleración.

Mouse Steelseries Rival 700

El resultado es un seguimiento 1: 1 incorrecto derivado de datos inútiles arrojados a la combinación de seguimiento general utilizada por la computadora. El cursor no aparecerá en la ubicación exacta, a la hora exacta que pretendía tu mano. Aunque el problema ha mejorado con los años, los ratones láser aún no son ideales si estás dibujando detalles en Adobe Illustrator.

Dicho esto, las fluctuaciones no tienen nada que ver con la cantidad de puntos por pulgada que un mouse puede rastrear por segundo. En cambio, las fluctuaciones están vinculadas a todo lo que escanea el láser, lo recoge el sensor y lo entrega al procesador de la computadora para el mapeo del cursor en la pantalla.

Para tratar de eliminar un poco estas fluctuaciones, puedes deshacerte de las superficies a base de tela y colocar una superficie oscura y dura debajo, para que el láser no recoja datos basura innecesarios.

Otra opción sería rechazar la sensibilidad. La resolución del sensor CMOS en un mouse es diferente a la de una cámara porque se basa en el movimiento. El sensor consta de un número establecido de píxeles físicos alineados en una cuadrícula cuadrada.

La resolución proviene del número de imágenes individuales capturadas por cada píxel durante un movimiento de una pulgada física a través de una superficie.

Debido a que los píxeles físicos no pueden re-dimensionarse, el sensor puede usar el procesamiento de imágenes para dividir cada píxel en partes más pequeñas. Dicho esto, todos los ratones tienen una resolución física establecida, y la mayor sensibilidad proviene de un algoritmo dentro del sensor para aumentar el movimiento del cursor en la pantalla, a pesar de que los movimientos físicos del ratón permanecen sin cambios.

Por lo tanto, cuanto más se acerque a la resolución base, menos datos de posición no deseados recoge el sensor en un mouse basado en láser. Para decirlo de manera más simple, las sensibilidades más bajas también resultan en un movimiento más preciso.

¿Cuál es mejor?

Todo depende de la aplicación y el entorno. Si observas la marca Logitech G, notarás que este fabricante se enfoca principalmente en ratones basados ​​en LED cuando se trata de juegos de computadora. Esto se debe a que la base de clientes generalmente está sentada en un escritorio y posiblemente incluso utiliza una alfombrilla diseñada para el mejor seguimiento y fricción. Los jugadores de computadora simplemente no quieren errores de precisión, incluida la compañía actual.

Sin embargo, los ratones basados ​​en láser no están exactamente fuera de la foto. Logitech ofrece un puñado que no está exactamente orientado a los jugadores, mientras que su mayor competidor, Razer, tiene una serie de ratones basados ​​en láser específicos para jugadores en su tienda en línea.

Razer prefiere la tecnología láser porque ofrece una mayor sensibilidad para los movimientos rápidos en los juegos. En general, no creemos que la tecnología óptica o láser sea, por sí sola, suficiente para recomendar un mouse en particular para juegos.

Nuestra recomendación es más definitiva en el uso convencional y de oficina. Un mouse láser puede ser ideal cuando estás en una habitación de hotel, en la sala descansando en el sofá, desplazándote por Facebook en Starbucks, atrapado en una junta, etc.

El rendimiento puede ser esporádico, dada la superficie debajo, pero con un mouse láser, definitivamente tienes más opciones de superficie. Los ratones basados ​​en láser son útiles si necesitas usar tu pierna como superficie de seguimiento, o cuando la oficina no tiene más que muebles brillantes, que tu ratón basado en LED odia por completo.

Esa es la razón por la cual la mayoría de los ratones de gama alta usan un láser. Por supuesto, también son generalmente más caros. Si bien, el láser es la tecnología más versátil, un ratón óptico decente puede hacer el trabajo por menos, siempre que planees usarlo en una superficie oscura, nivelada y sin brillo.

Recomendaciones del editor