Hackers acechan las plataformas de campaña de Donald Trump

Un “asalto digital” de magnitud a las plataformas digitales de campaña para la reelección del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, podrían estar preparando delincuentes informáticos.

Esa es la convicción a la que llegaron los analistas de la firma especializada en ciberseguridad Cloudflare, que fue contratada por el mandatario para evitar un boicot cibernético ligado al proceso que culmina el  3 de noviembre de 2020.

De acuerdo con correos electrónicos a los que accedió Reuters, la empresa ha advertido que “los piratas informáticos han intensificado sus esfuerzos para dejar fuera de línea” los recursos digitales de la carta del Partido Demócrata.

La agencia recordó que las previsiones del comando oficialista, que buscan evitar un ataques por denegación de servicio (DDoS), se enmarcan en un proceso electoral “eclipsado por advertencias sobre piratería, desinformación e injerencia extranjera”.

Hackers acechan las plataformas de campaña de Donald Trump
The White House

Sin precisar la cantidad, la versión indicó que “el número y la gravedad” de los ataques a las plataformas de campaña del gobernante vienen aumentando conforme se acercan las elecciones y alcanzaron niveles récord en junio.

Según la evaluación de Cloudflare, “los ataques están aumentando tanto en número (como) en sofisticación”, tanto que consiguieron interrumpir con tráfico malicioso el acceso a los sitios “durante cortos períodos de tiempo entre el 15 de marzo y el 6 de junio” de 2020.

La empresa aludida confirmó la tendencia, pero se limitó a afirmar que colabora para dos candidatos, sin determinar cuáles. “Continuaremos trabajando para asegurar que estos ataques no interrumpan unas elecciones libres y justas”, dijo a través de un comunicado.

“Expertos en ciberseguridad ven los ataques DDoS como una forma relativamente burda de sabotaje digital, que puede implementar fácilmente cualquier persona, desde adolescentes conocedores de la tecnología hasta ciberdelincuentes de alto nivel”, postuló la versión.

Reuters indicó que “siete de los ataques a los sitios web de Trump, incluidos el dominio ‘donaldjtrump’ y el de un campo de golf propiedad del presidente, fueron considerados más graves por el equipo de seguridad de Cloudflare”.

“No podemos descartar la posibilidad de que haya atacantes que utilicen esto como una oportunidad para recopilar información para ataques más sofisticados”, señaló en su evaluación Cloudflare.

Recomendaciones del editor