MotorTech: no te querrás bajar del Lincoln Nautilus 2020

Cuando hablamos de Lincoln, hablamos de lujo y categoría, pero también de calidad en su fabricación y, sobre todo, comodidad.

Viajar en el Lincoln Nautilus 2020 es una experiencia sumamente confortable, empezando por su amplio espacio para cinco pasajeros y sus asientos tapizados en piel, que ofrecen la singular función de dar masajes en la espalda y las piernas, mientras uno disfruta del panorama a través de su muy amplio techo panorámico de vidrio. La elegancia es acentuada aún más por una serie de detalles en madera.

Su marcha es serena y la experiencia es sumamente silenciosa, gracias a un tratamiento especial en sus ventanas que tiene el propósito de aislar desde los sonidos externos hasta el ruido mismo del motor.

El Nautilus es clásico en su aspecto, pero también es moderno: tiene apagado automático, asistencia para estacionamiento automático, un muy completo sistema de cámaras e incluso detalles pequeños que hacen la experiencia más agradable, como la posibilidad de abrir el baúl con un gesto del pie y un botón que abre automáticamente la guantera, en la que quizá querrás llevar unos cuantos CD, pues el Lincoln Nautilus aún cuenta con reproductor de este formato de audio. En términos de asistencia al conductor, la marca ha creado un sistema denominado Lincoln Co-Pilot360.

Además, gracias a su conexión con Alexa, el conductor cuenta con una asistente de voz que lo acompañará y lo ayudará con diversas tareas; desde sintonizar una estación de radio y administrar distintos parámetros del auto, hasta incluso la posibilidad de abrir el portón de la cochera al llegar a casa.

Por fuera, este vehículo que se mueve sobre ruedas de 21 pulgadas tiene una presencia imponente y un aspecto poderoso. Por dentro lleva un motor biturbo de seis cilindros y 2.7 litros; su potencia máxima es de 335 caballos de fuerza y su caja de velocidades (automática) es de ocho marchas. Es un vehículo ágil que además tiene tracción en las cuatro ruedas. Su consumo promedio es de 21 millas (38 kilómetros) por galón de combustible.

El precio inicial de este SUV en Estados Unidos es de $41,000 dólares, pero el modelo más completo que viste en el video, llamado Black Label, alcanza los $61,000 dólares.

Recomendaciones del editor