Chevrolet Camaro 2020 vs. Ford Mustang 2020: duelo de músculos

Ford creó un enorme revuelo cuando dio a conocer el Mustang de primera generación en 1964. Tomado por sorpresa, Chevrolet respondió lanzando el Camaro original a fines de 1966. Así fue el  nacimiento de esta gran rivalidad entre Chevrolet vs. Ford, nombres que ya son parte del patrimonio, y sigue viva en 2020. Es incluso ahora más intensa que antes porque ambos autos están mejor que nunca.

Ford Mustang Cafe preparado para el Duelo de Muscle Cars: Chevrolet vs. Ford. Camaro vs. Mustang

Si te preguntas qué lado debes apoyar, sigue leyendo. Estamos observando cómo se comparan los dos últimos pony cars de EEUU en términos de tecnología, rendimiento, diseño y seguridad.

Características tecnológicas

Los “muscle car” se han vuelto más inteligentes en los últimos años. Ford aumentó el coeficiente tecnológico cuando le dio al Mustang una actualización de mitad de ciclo para el modelo 2018.

Cuando se ordena completamente equipado, ofrece un grupo de instrumentos digitales de 12 pulgadas configurable por el conductor, una pantalla de ocho pulgadas que ejecuta el sistema fácil de usar de Ford, infotainment Sync 3, y navegación controlada por voz. Los amantes de la música apreciarán la disponibilidad del sistema de sonido Shaker Pro Audio.

Ford tampoco escatimó en asistentes para la conducción. Los compradores pueden solicitar cruise control adaptativo, advertencia de colisión frontal, asistencia previa a la colisión con detección de peatones y un sistema de sensores de reversa. Toma en cuenta que la mayoría de esas características tienen un costo adicional.

El Camaro ofrece un poco menos de tecnología, por ejemplo, no cuenta con un grupo de instrumentos totalmente digital. Sin embargo, la lista de características tecnológicas incluye un sistema de información y entretenimiento conectado a la nube, una plataforma de carga inalámbrica, una pantalla de visualización frontal, una función llamada Teen driver, una pantalla de información del conductor que está integrada en el grupo de instrumentos, asistencia de estacionamiento de reversa, alerta de cambio de carril y alerta de zona ciega lateral.

Nuevamente, tendrás que marcar algunas casillas extra en la lista de opciones y gastar un poco más para obtener un modelo que hable con fluidez tecnológica, aunque los modelos 2SS y ZL1 vienen de serie con un espejo retrovisor de cámara. También se ofrece el sistema grabador de datos de rendimiento de Chevrolet (CPDR, por sus siglas en inglés), y un punto de acceso wifi 4G LTE.

Rendimiento y ahorro de combustible.

El Mustang y el Camaro ofrecen una selección vertiginosa de motores. Comencemos con el Ford. El Mustang base viene con un motor turboalimentado de cuatro cilindros y 2.3 litros que genera 310 caballos de fuerza a 5,500 rpm y 350 lb-pie de torque a 3,000 rpm. Es el mismo motor básico que se encuentra en el Focus RS ahora retirado y la camioneta Ranger.

Chevrolet Camaro Azul en carretera

En esta configuración, hace girar las ruedas traseras a través de una transmisión manual de seis velocidades. Ford también ofrece una transmisión automática de 10 velocidades a un costo adicional, pero no puedes obtener el Mustang AWD, al menos todavía no.

Los muscle cars y la economía de combustible parecen mutuamente excluyentes, pero ese no es necesariamente el caso.

No hay una versión V6, por lo que el siguiente motor es el V8 5.0 litros del Mustang GT. Genera 460 hp a 7,000 rpm y 420 lb-pie de torque a 4.600 rpm. El ocho cilindros viene con las mismas opciones de transmisión que el turbo cuatro. Con el modo Drag Strip activado Ford promete que iras de cero a 60 mph en menos de cuatro segundos.

Ford diseñó los hot rods de la línea Mustang con el aporte del famoso “tuner” estadounidense Shelby. El GT350 y el GT350R reciben un motor V8 de 5.2 litros con 526 hp y 429 lb-pie de torque. Ambos vienen exclusivamente con una transmisión manual de seis velocidades; no tendrás suerte si quieres una automática.

El modelo R también recibe un conjunto genial de actualizaciones, que incluyen ruedas hechas completamente de fibra de carbono para ahorrar peso. Sin embargo, no es el Mustang superior. Ese honor es para el modelo GT500 con un asombroso motor de 760 hp y 625 lb-pie de torque entre sus defensas.

Pasemos a Chevrolet y veamos el Camaro. Los modelos base vienen con un motor turboalimentado de cuatro cilindros y 2.0 litros que genera 275 hp a 5,600 rpm y 295 lb-pie de torque entre 3.000 y 4.500 rpm. La tracción trasera y la transmisión manual de seis velocidades vienen de serie, mientras que la automática de ocho velocidades se ofrece por un costo adicional.

La lista de opciones también incluye un motor V6 de 3.6 litros con 335 hp y 284 lb-pie de torque. También viene de serie con una palanca de seis velocidades, pero se puede combinar con una transmisión automática de 10 velocidades opcional.

El Camaro SS sube la apuesta con un motor V8 de 6.2 litros de inyección directa con una potencia de 455 hp y 455 lb-pie de torque, que es suficiente potencia para un sprint de 4.1 segundos de cero a 60 mph. La jerarquía no termina ahí.

Diseñado específicamente para la pista, el Camaro ZL1 obtiene una versión sobrealimentada de 6.2 litros del SS que bombea un sólido motor de 650 hp y 650 lb-pie de torque. Ambos modelos V8 vienen con una transmisión manual de seis velocidades, y están disponibles con una transmisión automática de 10 velocidades a un costo adicional.

La Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés) informa que el Mustang más eficiente (con un turbo cuatro y un automático) devuelve 21 millas por galón en ciudad, 32 mpg en carretera y 25 mpg en un ciclo combinado. El Camaro menos sediento (también con un cuatro cilindros y uno automático) publica cifras de 22, 31 y 25, respectivamente.

Diseño interior y exterior.

El Ford Mustang 2020 todavía usa el capó largo, proporciones cortas de cubierta del modelo original presentado en abril de 1964. Los diseñadores crearon varios enlaces visuales entre los dos modelos, pero no es totalmente retro como el Mini Hardtop y el Volkswagen Beetle.

Entra y encontrarás un volante de tres rayos tradicional, ventilaciones de aire redondas y una consola central alta. Técnicamente es unas cuatro plazas, pero los asientos traseros son más bien para transportar alimentos o niños pequeños.

Creemos que es uno de los modelos Mustang más elegantes hasta la fecha, pero tal vez solo somos nosotros.

Chevrolet tomó el Camaro 2020 en una dirección de diseño similar. El modelo actual rinde homenaje a sus predecesores sin imitar su estilo. Todavía cuenta con la forma tradicional de botella de Coca-Cola que hizo que cientos de miles de automovilistas estadounidenses se enamoren del auto original.

Su diseño frontal varía de un modelo a otro, pero cada ajuste recibe LED integrados en los faros, una parrilla amplia y luces traseras cuádruples. Abre la larga puerta, deslízate detrás del volante y sentirás que estás sentado en un automóvil deportivo con solo mirar a tu alrededor. El diseño es una gran parte de su atractivo.

La seguridad

Cada Mustang, independientemente del motor o nivel de equipamiento, viene con dos bolsas de aire delanteras, laterales, de cortina y de rodilla para los pasajeros delanteros, una alarma y un sistema de monitoreo de presión de las llantas.

Está sorprendentemente bien equipado en ese sentido; algunos autos que cuestan el doble que un Mustang de nivel de entrada no ofrecen una sola bolsa de aire de rodilla, y mucho menos dos.

El Camaro viene con un nivel similar de equipamiento. Selecciona el modelo base y obtendrás dos airbags frontales, laterales y de cortina, además de airbags de rodilla para los pasajeros delanteros.

La lista de características estándar también incluye una suscripción de cinco años al servicio básico de OnStar, la función de Teen Driver y un sistema de monitoreo de presión de neumáticos.

Precios

Si buscas un Mustang, planea gastar al menos $26,670 dólares para el modelo base con el techo rígido y con motor EcoBoost de 2.3 litros. El GT con motor V8 comienza en $35,630 dólares. La versión convertible te costará $32,170 dólares por un cuatro cilindros y $45,130 dólares por un V8.

Ford Mustang 2018
Ford Mustang 2018

De este modo, el convertible con motor V8 pasa al territorio de los automóviles de lujo. Ford valoró los modelos GT350, GT350R y GT500 con la insignia de Shelby en $60,440, $73,435 y $72,900 dólares, respectivamente.

El Camaro turbo de cuatro cilindros comienza en $25,000 dólares. Al cambiar a un V6 asciende a $27,095 dólares, mientras que el modelo V8 comienza en $34,000 dólares. Chevrolet valoró el modelo ZL1 sobrealimentado en $62,000 dólares.

El modelo convertible comienza en $31,500 dólares para un motor de cuatro cilindros y alcanza un máximo de $69,595 dólares para un ZL1 sobrealimentado con una transmisión automática de 10 velocidades.

Ten en cuenta que los precios antes mencionados no incluyen el cargo obligatorio de destino, que es como el envío y manejo de automóviles. Chevrolet cobra $995 dólares mientras que Ford aumentó recientemente su tarifa a $1,195 dólares.

Rivales clave

El Mustang y el Camaro se enfrentan a una seria competencia del Dodge Challenger de estilo retro. Es más grande y más pesado que sus dos rivales, por lo que no se manejará tan bien en una carretera sinuosa debido a su mayor huella.

Dodge Challenger 2019 en campo abierto

La compensación es que está mucho más cerca del espíritu de los muscle cars que retumbaron en Estados Unidos en la década de 1960. Y ni el Mustang ni el Camaro coinciden con el Challenger Hellcat en términos de potencia bruta, aunque el GT500 se acerca.

Hay muchas otras opciones. Los convertibles base aterrizan en el mismo rango de precios que un Mazda MX-5 Miata bien equipado, aunque son, por supuesto, dos animales completamente diferentes.

Los compradores también pueden considerar el Fiat 124 Spider, el gemelo italiano de Miata. Avanzando en el rango, los modelos más caros con motor V8 se enfrentan a máquinas alemanas como el Audi A5, el Mercedes-Benz Clase C Coupé y el BMW Serie 4.

Recomendaciones del editor