¿Otra más? Se crea una nueva criptomoneda para la boda del Príncipe Harry

bitcoin criptomonedas cryptocurrency
Cuando las personas se casan, no es raro que reciban regalos en forma de dinero por parte de amigos y familiares, para ayudarles en esta nueva etapa de su vida de pareja. Lo que no es común, es que se reciba una moneda completamente nueva, creada específicamente para celebrar las nupcias. Sin embargo, las cosas son un poco diferentes si eres miembro de la Familia Real del Reino Unido.

Cuando el Príncipe Harry y la actriz estadounidense Meghan Markle se casen el 19 de mayo de este año, recibirán una nueva criptomoneda, apropiadamente llamada The Royal Coin (La Moneda Real), que se estableció para conmemorar su boda. The Royal Coin tuvo su oferta inicial de monedas (ICO) esta semana, apoyada por ICO Rocket.

La moneda está respaldada por la fundación británica British Monarchist Society and Foundation, y los ingresos de sus ventas se dividirán entre las organizaciones benéficas favoritas de Harry y Meghan. Se informó además que una pequeña parte de los ingresos también se destinarán a la revista Crown and Country, para ayudar a financiar una edición especial de Royal Wedding.

“The Royal Coin es un regalo de bodas descentralizado para celebrar el matrimonio del príncipe Harry y la señorita Meghan Markle”, dijo a Digital Trends Shahar Namer, director ejecutivo de ICO Rocket. “Los participantes en el ICO tienen acceso a una oferta única, celebrando la boda real y aportando fondos a tres organizaciones de beneficencia, oficialmente aprobadas por Kensington Palace. No es solo una inversión conmemorativa, sino también un regalo para la pareja y sus organizaciones benéficas”.

Los tres beneficiados que se dividirán las ganancias incluyen la organización benéfica para niños Sostobale de Lesotho, The Invictus Games y la Royal Foundation. “La moneda nació del objetivo de involucrar a las personas para ser parte de la Boda Real, de una manera completamente nueva y moderna, y al mismo tiempo apoyar tres buenas causas como un regalo para la pareja real”, continuó Namer. “Es una forma de celebrar la gran pompa  británica al puro estilo del 2018”.

Sólo el tiempo dirá si esta nueva criptomoneda crecerá tanto como lo hizo Bitcoin, o si está condenada a ser otro experimento fallido, o solo una novedad conmemorativa. Por el bien del Príncipe Harry y Meghan Markle, y especialmente de las organizaciones que se beneficiarían, esperamos que sea la primera opción. Además, tal vez una criptomoneda conmemorativa que sirva para ayudar a los demás, podría ser el augurio más prometedor para un matrimonio feliz.