Skip to main content

Beijing 2022: ¿la nieve de los JJ.OO. es artificial?

Los Juegos Olímpicos de Invierno, un evento que se desarrolla cada cuatro años y abarca diferentes deportes de hielo y de nieve, comenzaron el 4 de febrero.

Como tal, el entorno para dichos deportes debe ser adecuado, sin embargo, las laderas alrededor del noroeste de Beijing, donde se desarrollan este año, son demasiado secas y cálidas para crear nieve. Por esa razón, según señala CNN, por primera vez en la historia de los juegos veremos nieve 100 por ciento artificial.

Un deportista deslizándose en una tabla de nieve en los Juegos Olímpicos de Invierno Beijing 2022.

Pero este no es un caso atípico. De hecho, un estudio publicado a finales del año pasado en la revista Current Issues in Tourism reveló que solo una de las 21 ciudades que albergaron los Juegos Olímpicos de Invierno en el último medio siglo tendrá un clima adecuado para los deportes de nieve a finales de este siglo, si no se controlan los combustibles fósiles.

A medida que el planeta se calienta y el clima se vuelve cada vez más errático, la nieve natural se vuelve menos confiable para los deportes de invierno, lo que obliga a las sedes a apoyarse más en la nieve artificial.

El problema es que esto tiene un costo: la nieve hecha por la humanidad es increíblemente intensiva en recursos, ya que se requieren cantidades masivas de energía y agua para producir en un clima que se está volviendo cada vez más cálido. Los atletas de élite también dicen que los deportes en sí mismos se vuelven más complicados y menos seguros con la nieve artificial.

¿Cómo se produce la nieve artificial?

TechnoAlpin, una compañía de creación de nieve con sede en Italia, está detrás de la nieve artificial para esta edición de los Juegos Olímpicos; es la primera vez que solo una empresa es la encargada de esta tarea.

“Estamos muy orgullosos de decir que somos la única empresa que proporciona los sistemas de fabricación de nieve para los Juegos Olímpicos de Invierno de Beijing 2022”, dijo a CNN el gerente de área de TechnoAlpin Asia, Michael Mayr, en una entrevista.

Pero hay un componente crítico para hacer nieve en algunos de los sitios de Beijing: temperaturas lo suficientemente frías como para congelar el agua. En ese lugar, que alberga algunos eventos al aire libre, casi todos los días de febrero durante los últimos 30 años han estado por encima del punto de congelación, según un informe reciente de Slippery Slopes dirigido por la Universidad de Loughborough sobre cómo la crisis climática afecta los Juegos Olímpicos de Invierno.

Tradicionalmente, la fabricación de nieve se ha basado en gran medida en cañones y temperaturas bajo cero. Sin embargo, para adaptarse a temperaturas más cálidas y elevaciones más bajas se debe adoptar un enfoque diferente.

Para trabajar junto a la madre naturaleza, TechnoAlpin ha proporcionado 350 productores de nieve, siete salas de máquinas y estaciones de bombeo, que albergan 51 bombas de alta presión, y nueve torres de refrigeración para los juegos de este año. La empresa ha trabajado en esto durante casi tres años.

¿Qué problemas hay con la nieve artificial?

Existen múltiples problemas con la nieve artificial, como el hecho de que su creación requiere una cantidad asombrosa de energía, y mientras más cálido se pongan los ambientes, más energía se necesitará.

Por otro lado, el Comité Olímpico Internacional estimó que se usarán 49 millones de galones de agua para crear toda la nieve, que según CNN es el agua potable de un día para casi 100 millones de personas. Eso es mucha agua en el mundo donde tantos se ven obligados a prescindir de ella.

La nieve artificial tampoco es tan segura para los atletas, es lo que señala un informe de enero titulado Pistas resbaladizas: cómo el cambio climático amenaza los Juegos Olímpicos de Invierno de 2022, publicado por Sport Ecology Group, Loughborough University London y Protect Our Winters.

En el informe, la esquiadora escocesa de estilo libre Laura Donaldson, dijo: “Si los supertubos de estilo libre se forman a partir de máquinas para fabricar nieve en una mala temporada [de nieve natural], las paredes del tubo son sólidas, hielo vertical y el tubo el piso es hielo sólido. Esto es peligroso para los atletas, algunos han muerto”.

Sin embargo, la nieve artificial se utiliza como una herramienta para extender las temporadas de esquí en competencias y en centros turísticos de todo el mundo, muchos de los cuales están amenazados por las temperaturas más altas de la crisis climática.

Ahora, si la nieve es cara, utiliza agua potable valiosa y no es tan segura como la nieve natural para los atletas para los que ha sido creada, ¿realmente vale la pena? Quizá lo eventos deportivos invernales deberían llevarse a cabo solo en lugares con mucha nieve en el futuro.

Recomendaciones del editor