Toshiba se despide para siempre del negocio de las laptops

Tu antigua laptop Toshiba pronto pasará a ser una pieza de colección.

La compañía japonesa, que comenzó a fabricar laptops en 1985 y se atribuye la distinción de haber sido la primera en producir una computadora portátil en el ahora ubicuo formato estilo clamshell (dos segmentos unidos por una bisagra) para el mercado a gran escala, ha terminado de transferir sus acciones de su negocio de laptops a Sharp.

Cómo limpiar el teclado del ordenador portátil

El último capítulo de las laptops Toshiba se comenzó a escribir en junio de 2018 cuando, tras una temporada de ventas decepcionantes, la marca decidió vender el 80.1 por ciento de las acciones de Toshiba Client Solutions por $36 millones de dólares a Sharp Corporation. Fue tras concretar la transferencia en octubre de ese mismo año, que sus laptops comenzaron a ser comercializadas bajo el apelativo Dynabook, un nombre que Toshiba ya había usado en Japón, bajo la batuta de Sharp.

Sin embargo, Toshiba aún conservaba un 19.9 por ciento. Fue hasta dos años después, el 30 de junio de 2020, que Sharp concluyó con la adquisición de ese 19.9 por ciento restante de las acciones. Esta semana Toshiba anunció la transacción y su salida oficial del mercado de las laptops.

Aunque técnicamente podremos seguir encontrando su línea de dispositivos en las tiendas, estos ya no llevarán el nombre Toshiba en ellos ni tendrán relación alguna con la marca. Pero no te sientas mal por ellos: la compañía sigue adelante con otros proyectos que incluyen un nuevo centro de investigación de inteligencia artificial en el que ha invertido más de 300 millones de dólares.

Recomendaciones del editor