Samsung puede desactivar televisores de manera remota

Si tienes una smart TV de Samsung, este dato podría interesarte: los televisores de la marca surcoreana se pueden desactivar (e inutilizar) de manera remota.

Así lo reveló Samsung a raíz de un robo masivo de estos aparatos electrónicos ocurrido en Sudáfrica en julio, en medio de protestas locales. Estos televisores fueron robados desde una bodega de la compañía, por lo que el objetivo es evitar que se genere un mercado negro en el que se vendan productos obtenidos de manera ilegal.

El bloqueo remoto de los televisores funciona de la siguiente forma: una vez que el aparato se conecta a internet, se revisa el número de serie. Y si este coincide con la lista de productos robados que tiene Samsung en su servidor, el dispositivo y todas sus funciones son desactivadas.

Esto significa que el aparato no se podrá usar de ninguna forma, tanto para contenido tradicional —conectado a una antena o a un receptor de TV cable— como para el que se consume con el televisor conectado a internet.

Una sala de casa con una pantalla montada en la pared para aprender a cómo calibrar un televisor

Samsung también reconoce que es posible que algún televisor se bloquee y desactive de manera incorrecta, pero que aquello se puede revertir siempre y cuando el dueño del demuestre que lo adquirió de manera lícita.

Esta acción también podría servir en caso de que a un usuario le roben su televisor, que perfectamente podría ser desactivado de manera remota. Esto quizás no le sirva para recuperar el aparato, pero cumpliría el mismo propósito de eliminar y reducir el mercado negro de equipos robados.

Para ello sería necesario el número de serie del televisor, aunque no es una práctica común que las personas guarden aquellos datos de sus equipos.

Recomendaciones del editor