Todo lo que deberías saber sobre Amazon Alexa y tu privacidad

Amazon confirma que guarda una grabación de todas tus conversaciones con Alexa

unesco sexismo alexa cortana siri 1 720x720

Durante los últimos meses, Amazon ha estado enfrentando una serie de críticas por las prácticas potencialmente invasivas de su asistente de voz de Alexa, y ahora parece que esas quejas tenían un buen fundamento. La compañía ha confirmado que guarda una grabación de todas las conversaciones que has tenido con tu dispositivo, a menos que las elimines manualmente.

La confesión viene como respuesta a un documento con una serie de preguntas que el senador Chris Coons envió a Jeff Bezos, expresando sus inquietudes acerca de cómo Amazon utiliza y retiene la información del asistente de voz de Alexa de sus clientes.

La respuesta al legislador estadounidense ratifica que la empresa conserva esos datos, a menos que se especifique lo contrario o el usuario los elimine. “Retenemos las grabaciones de voz y las transcripciones de los clientes hasta que el cliente elija eliminarlas”, dijo Amazon.

Cómo revisar y eliminar tus grabaciones

Si te gustaría revisar y eliminar cualquier información de voz o transcripción de Alexa , puedes hacerlo accediendo a la sección de Privacidad en tu cuenta de Amazon. Para esto, debes dirigirte a “Tus Dispositivos y Contenido” (Your Devices and Content)  y luego elegir “Cambiar configuración digital y de dispositivo” (Change your digital and device settings).

Ten en cuenta que si decides borrar la grabación de tus conversaciones o preguntas, tu asistente no será tan útil ni intuitivo, pues siendo que está diseñado para “aprender” de ti basándose en las interacciones, la personalización no será tan exacta sin la posibilidad de tener acceso a un log de tus preferencias. Sin embargo, para muchos, este es un buen precio a pagar por su privacidad.

Controversias anteriores

Amazon podría haber estado espiando a tus hijos 

Amazon echo dot por niños

Amazon ha estado enfrentando varias críticas por las prácticas potencialmente invasivas de su asistente de voz de Alexa. Ahora, un grupo de defensa de la privacidad ha expresado su preocupación de que sus dispositivos podrían estar espiando a los niños.

La campaña Commercial-Free Childhood (CCFC) presentó una queja ante la Comisión Federal de Comercio (FTC) de Estados Unidos, solicitando que investigue las posibles violaciones de la privacidad que Amazon podría estar cometiendo con su bocina inteligente Echo Dot Kids Edition.

Según el grupo de defensa, la bocina inteligente de Amazon Echo Dot Kids Edition, que está específicamente diseñada para niños, podría estar almacenando información personal de menores sin el consentimiento de sus padres. Como expresión de esto, en una prueba de la función “Remember Me”  de Alexa, el grupo le pidió al asistente de voz de Echo Dot Kids Edition que recordara información personal y sensitiva, como números de seguro social, direcciones del hogar y números de teléfono. La bocina obedeció, como cabría esperar. Sin embargo, cuando se intentó eliminar la información del dispositivo, encontraron que aún se podían recuperar esos datos personales sin problema. El grupo intentó varias formas de eliminar los datos, pero fue en vano.

Eso, por supuesto, es preocupante. Los usuarios deberían tener un método claro y fácil de entender cómo eliminar la información, especialmente cuando se trata de datos tan sensibles como un número de seguro social, que podría utilizarse para robo de identidad y otros delitos.

Además, los usuarios que quieran vender sus dispositivos o que estén preocupados por que otros accedan a sus datos, necesitan ir a través de un complejo proceso para borrar esa información. El grupo argumenta que Amazon está enviando a las personas a una “carrera sin fin” para encontrar políticas de privacidad que, en algunos casos, ni siquiera proporcionan una respuesta clara sobre cómo se almacenan y administran los datos.

Por su parte, Amazon negó las acusaciones impuestas por el grupo de defensa, argumentando que los parlantes de Echo Dot Kids Edition tienen controles parentales que brindan la capacidad suficiente para administrar los datos almacenados. La compañía también le dijo a ABC que sus bocinas inteligentes cumplen con la Ley de Protección de Privacidad en Línea de los Niños (COPPA), e insistió en que las grabaciones de voz no se usan para publicidad o recomendaciones de productos. Sin embargo, eso no aborda el problema de la información de los niños que se almacena sin consentimiento de los adultos, o incluso después de que los usuarios creen la han eliminado. Te mantendremos informado si la FTC decide investigar este caso.

¿Qué es Echo Dot Kids Edition?

Amazon echo dot por niños
La edición para niños Echo Dot Kids Edition se parece mucho a un Echo Dot regular, pero está pensada específicamente en los más pequeños, por lo que viene envuelta en un material plástico más duradero, que viene en verde, azul o rojo. Tiene el mismo anillo en la parte superior que se ilumina cuando Alexa está escuchando, así como botones para subir, bajar, silenciar, y activar o desactivar el volumen.

Si ya tienes una bocina compatible con Alexa en tu hogar y tienes niños que la usan, seguramente te gustarán las nuevas características que trae la Kids Edition. Por ejemplo, la versión para niños de Alexa es diferente a la regular. Por un lado, ella es más amigable y divertida, y da respuestas alegres, originales e imaginativas.

Si tienes una bocina inteligente regular en casa, tal vez te haya ocurrido que cuando tu niño o niña pide escuchar alguna canción o tipo de música, como resultado Alexa toca canciones con letras explícitas o contenido no apropiado para menores, que te hacen correr a apagarlas. Este no es un problema con The Kids Edition., pues el sistema filtra todas las letras explícitas en Amazon Music, por lo que puedes dejar que los más pequeños la usen sin temor a que accidentalmente escuchen algo que no deberían.

La bocina Dot Kids Edition presenta un centro de control para padres llamado Parents Dashboard, y el titular de la cuenta principal puede agregar a otra persona para que ambos padres puedan tener control. A través del tablero, se puede configurar el dispositivo para que solo responda durante ciertas horas, para que -por ejemplo-, tu hijo no pueda tratar de interactuar con Alexa cuando debería estar durmiendo. Alexa incluso te avisa que se está retirando por la noche.

También puedes rastrear y establecer límites para el tiempo que tu hijo pasa accediendo a música, televisión, audiolibros, aplicaciones, o la web. Se puede configurar un filtro de edad para guiar a Alexa en material apropiado para su edad, de modo que si tienes un hijo de 4 años, el pequeño no necesariamente recibirá las mismas respuestas que un niño de 10 años.

MÁS PREOCUPACIONES POR PRIVACIDAD

Alexa Amazon app
Como dijimos, muchos críticos se han mostrado escépticos sobre cómo Alexa maneja la privacidad de los menores y de sus usuarios en general. Varias organizaciones, incluida Campaign for a Commercial-Free Childhood, han alentado a las personas a mantenerse alejadas del dispositivo, y varios legisladores de los Estados Unidos han cuestionado a Amazon sobre si está tomando medidas para proteger la privacidad de los niños.

Amazon recopila algunos datos de la edición para niños, pero no está claro qué es lo que recopilan y qué hacen con la información. Melissa Campbell, Gerente de Comunicaciones de la organización, escribió hace un tiempo un artículo de opinión en la revista Fortune para desalentar a los padres de comprar el dispositivo por esa misma razón, criticando a Amazon por no ofrecer más detalles al respecto. Otros están preocupados por las posibles implicaciones o consecuencias de tener un dispositivo diseñado para registrar lo que sucede en su entorno, siendo que muchas veces el lugar preferido para la bocina son las habitaciones de los niños.

Eso vale la pena pensarlo seriamente. Pero, a nivel general, los asistentes de voz no son completamente seguros y los dispositivos que los albergan no están libres de intrusiones. Es más, aunque algunos no lo saben, todo queda grabado y registrado, y hasta se puede ver una transcripción palabra por palabra de las interacciones con el asistente de voz en su aplicación. Si bien esa información se puede borrar, no cambia el hecho de que las bocinas Echo de Amazon son dispositivos de IoT (Internet de las Cosas) conectados a la nube, y por lo tanto, siempre serán vulnerables.

Recomendaciones del editor